Las principales preguntas que plantearías como inversor

inversorMuchas veces la mejor forma para mejorar en tus inversiones en la renta variable es por medio de una serie de preguntas que te planteas como inversor pero que nunca las has expresado en público. Es algo completamente normal y hasta muy adecuado ya que a través de sus respuestas irás conociendo un poco más como es en realidad el mundo del dinero. Y como consecuencia de ellos, como puedes beneficiarte a través de tus operaciones en los mercados financieros. Al final y al cabo es una estrategia que no costará mucho esfuerzo llevarla a cabo.

En más de una ocasión, con seguridad que habrás pensando si es mejor la renta variable que la fija, cuales son los valores de bolsa más convenientes para tu perfil como inversor o porque tu cartera de valores se ha revalorizado tan poco durante los últimos años. Ahora tienes la oportunidad de llegar un poco más lejos por medio de una serie de planteamientos que no te serán muy ajenos a tus intereses. Hasta el punto que puedan ofrecerte algunas de las pautas a seguir a partir de estos momentos.

De todas formas, la bolsa no es una ciencia exacta y puede haber muchas interpretaciones. Más de las que puedes imaginarte inicialmente. Sobre todo en función de los diferentes escenarios que pueden presentarse en los mercados financieros. Aunque de lo que se tratara es de que tengas una opinión propia y fundamentalmente sobre lo que tienes que hacer para defender el saldo de tu cuenta corriente. En ocasiones no será una tarea fácil, ni mucho menos. Requerirá de un mayor perfeccionamiento en las habilidades para relacionarte con este mundo tan apasionante que es la bolsa. En cualquier caso, estas serán algunas de las preguntas que pueden ayudarte a canalizar tus inversiones a partir de ahora.

Inversor: ¿con mucho dinero?

dineroSeguramente que alguna vez te has planteado que la bolsa es un juego de ricos. Pues bien, en algunos aspectos tienes la completa razón. De cualquier forma, queda completamente claro que a media que tu exposición monetaria es más amplia, las probabilidades de mejorar el patrimonio son mayores y de forma proporcional. En estas situaciones, hasta podría vivir de la bolsa si tus operaciones en la renta variable se saldasen de forma mayoritaria en sentido positivo. De hecho, los grandes inversores son los que obtienen los mayores beneficios en estos mercados en donde la ley de la oferta y la demanda prevalece.

Pero en cambio, estás equivocado en otro aspecto del planteamiento. No es otro, que tú mismo puedes realizar inversiones en la renta variable desde unos pocos euros solamente. Por supuesto que sí, nadie te lo impedirá. Pero en contraposición, las plusvalías serán prácticamente insignificantes. Dicho de otra manera más convincente, no te merece la pena que abres posiciones en los mercados financieros para tan poca recompensa. Es preferible que optes por otros modelos de ahorro más conservadores.

En bolsa como en otros activos financieros, no dispones ni de máximos ni de mínimos para invertir tus ahorros. No dispones de límites, ni en uno ni en otro sentido. No en vano, es una de las ventajas que encontrarás si te decantas por estos mercados para rentabilizar los ahorros. la libertad que tienes es casi total. Incluso para dirigirlas a los plazos que creas más convenientes. Al corto, medio o largo. En definitiva, el que te parezca más oportuno en función del perfil que presentes como pequeño y medianos inversor. En cualquier caso, será diferente en cada uno de ellos.

¿En bolsa siempre se gana?

Depende. De muchas cosas y de ciertos escenarios que pueden generarse en todos los ciclos económicos. Bien es cierto que a largo plazo es mucho más factible que sea cumpla este deseo que tienes. Pero no siempre tiene que darse, tal y como habrás podido comprobar con algunas de las actuaciones en los mercados financieros. Aunque si tu cartera de valores no es excesivamente complicada, lo normal es que en un plazo más o menos razonable hayas ganado dinero en la bolsa.

Otra cosa bien diferente son las operaciones impulsadas a corto y hasta medio plazo. En donde puede pasar casi de todo. Desde ganar mucho dinero hasta dejarte muchos euros por el camino. Deberás tener en cuenta que son muchos los factores que determinarán esta variable. Desde el modelo de inversión elegido a los plazos seleccionados. Y por supuesto que la tendencia que puedan marcar los mercados financieros. Todo una cocktail que puede tener la salida que menos te esperas en más de una ocasión. Es la bolsa al fin y al cabo.

¿Lleva aparejados más riesgos?

riesgosNo necesariamente, en especial si sabes canalizar tus movimientos correctamente. Para que te fijes con todo detalle de este planteamiento, solo un ejemplo que lo podrás entender. En estos momentos, la renta fija ofrece mayores riesgos que la variable. Hasta con la amenaza de una burbuja en estos activos financieros. Mientras que las operaciones en bolsa son menos arriesgadas y la única posibilidad que puedas mejorar el rendimiento a tu patrimonio. Al menos mientras duren las actuales circunstancias.

Desde esta perspectiva general, la bolsa no tiene que estar asociada con un mayor riesgo. Sino que dependerá fundamentalmente del giro que le des a tus inversiones. Si no es el correcto, sí que puede ser muy preocupante tu posicionamiento en estos mercados tan sensibles a los ciclos económicos. Sin ningún lugar a dudas. En cualquier caso, sí que es cierto que la renta variable en general ofrece un mejor rendimiento que otros productos bancarios y financieros basados en la renta fija.

¿Contar con una cultura financiera?

Desde luego que es aconsejable. No solamente para evitar situaciones ciertamente complejas o al menos no deseadas, sino para mejorar tus expectativas de negocio. Deberás conocer el producto en el cual estás invirtiendo tu dinero. Sin dejarte asesorar por personas que no cuenten con la debida cualificación. También será muy necesario que sepas cómo funcionan los mercados financieros. Y si puedes informarte lo mejor posible sobre la situaciones de los valores que deseas contratar a partir de estos momentos.

Será una de las claves más determinantes para que tus inversiones vayan mejor a partir de ahora. Aunque por contar con una excelente cultura financiera te irán mejor las cosas. Debes de tener que también son determinantes otros factores de gran relevancia. Entre ellos, también  la suerte. Es necesario en todos los órdenes de la vida, y como no podía ser menos, también en tu relación con el mundo del dinero. Aunque no con tanta intensidad que en otras tareas.

¿Invertir en la bolsa te sale caro?

Depende sobre todo de los resultados que obtengas en las operaciones que formalices en los mercados financieros. Cualquiera que fuese y en todos los productos para invertir parte de tu patrimonio. Esta será la regla de oro por la que deberás guiarte a partir de estos instantes. Pero conociendo de antemano que deberás asumir una serie de gastos y comisiones. En cualquier caso, los desembolsos no serán especialmente llamativos. En comparación con otros productos financieros.

La mayor parte de los gastos proviene de las comisiones. Pueden suponer una media de 15 euros para una operación media de 5.000 euros. No obstante, dispones de diferentes estrategias para reducirlas. Si no radicalmente, sí que al menos para ahorrarte unos cuantos euros todos los años. A través de unas líneas de actuación bien sencillas. En unos casos pasan por contratar una tarifa única como es la plana. Puedes impulsar cuantas operaciones desees siempre por el mismo importe. Y en otros, a través de las tarifas cada vez más competitivas que puedes detectar por medio de la banca online. En ocasiones con rebajas de casi el 50%, es decir la mitad de baratas.

¿Ganan los grandes inversores?

fortunasNo del todo cierto, ya que si bien es cierto que siempre están en mejores condiciones para aprovechar las mejores oportunidades de negocio, tú también puedes hacerlo. Aunque con mayores complicaciones como consecuencia de tus limitaciones a las noticias que generan con regularidad los mercados financieros. Hasta el punto que en más de una ocasión pueden cogerte con el pie cambiado. En este sentido, debes tener mucho cuidado con aplicar ciertos movimientos. Los perjuicios pueden ser enormes.

Además, tendrás un peor acceso a los movimientos corporativos de las empresas. Llagando muchas veces tarde y mal. Perdiéndote buena parte de las subidas que experimentan los principales valores sectores e índices de las bolsas internacionales. Desde esta perspectiva, estás en peores condiciones para operar en la renta variable que los grandes inversores.

¿Estar pendiente de los precios?

Habitualmente la respuesta es afirmativa. En especial, en las operaciones que realices a corto plazo. En donde será realmente necesario que sigas las cotizaciones de los valores. Con el objetivo de cerrar las operaciones en el menor espacio de tiempo posible. O en el peor de los casos, para detener las caídas en las cotizaciones de tus acciones. Aun así, en todos los escenarios es muy escenario que estés muy atento a la evolución de tu cartera de valores. Es una estrategia muy eficaz para preservar tus ahorros con mayores garantías.

Si no lo haces, estarás cometiendo un grave error que puedes pagar muy caro en el futuro. Como puede que te haya pasado en alguna que otra ocasión. De cualquier forma, un buen inversor siempre está pendiente de todo lo que pasa con su dinero. De forma regular y no puntual.

¿Quieres rentabilizar tu dinero?
No te pierdas estos consejos para aumentar tus ingresos y ganar más dinero cada mes.
El secreto de los ricos para ganar dineroGana dinero mientras duermes

Categorías

Bolsa

Jose recio

Soy un apasionado de la información, y especialmente de la economía y trasladar mis informaciones a la gente para que puedan gestionar mejor su... Ver perfil ›

Escribe un comentario