¿Están abandonando los inversores la bolsa?

inversoresEl miedo de que pueda producirse un desplome en las bolsas internacionales está propiciando que buena parte de los pequeños y medianos inversores tengan más precaución para abrir posiciones en los mercados de renta variable. ¿Pero hasta qué punto está habiendo un traspaso de un modelo de inversión hacia otro? En este sentido, los datos no esclarecen el nuevo escenario que se presenta a partir de estos momentos. Aunque sí que hay alguna que otra señal sobre por donde pueden ir las intenciones de las personas que desean rentabilizar su patrimonio personal o familiar.

Dentro de este escenario general,  la bolsa española negoció en renta variable un total de 40.955 millones de euros en el último mes del pasado año, lo que representa un 11,1 % menos que el mismo mes del año anterior. Por otra parte, el número de negociaciones en noviembre ha sido de 3,7 millones, es decir un 13 % inferior a diciembre de 2017. Estos datos dan ya alguna señal por dónde van los tiros en el mercado de renta variable. Aunque una cierta ralentización en las posiciones los inversores minoristas, que desde luego están mirando a otros activos financieros, en algunos de los casos incluso desde modelos alternativos.

Por otra parte, el mercado de derivados financieros ha aumentado la negociación en futuros sobre el índice selectivo de la renta variable nacional, el Ibex 35, en el acumulado anual un 2 %. Mientras que por el contrario, los contratos de futuro sobre dividendos de acciones aumentan la negociación un 77,8 % y los contratos de futuro sobre el índice de la bolsa española impacto dividendo un 58,9 %. En futuros sobre acciones este mes de noviembre incrementa la negociación un 146,5 % respecto al mismo mes del año anterior. La posición abierta aumenta respecto al mes anterior en futuros sobre acciones y en opciones sobre acciones un 4,4 % y un 6,6 %, respectivamente, y en opciones sobre Ibex 35 un 6.1 %.

Inversores en posiciones de renta fija

Por lo que respecta a la renta fija, el volumen negociado en el mes de diciembre creció un 36,2 % con relación al mismo periodo del pasado año, debido a la contratación de activos de deuda pública nacional y extranjera. El incremento correspondiente a los doce primeros meses del año se ha situado en el 45,5 %. Por otra parte, el importe de las nuevas emisiones incorporadas a negociación en el MARF alcanzó los 520 millones de euros, lo que representa un aumento del 61,5 % respecto al mismo mes del año anterior.

También es muy relevante el hecho de que el volumen acumulado al término de los doce primeros meses del año fue de 5.688 millones de euros, lo que supone un aumento del 51,1 %. Esto quiere decir que el volumen vivo en circulación en este mercado financiero ha alcanzado los 3.411 millones de euros. Un dato que supone un importante incremento estimado de nada menos y nada más del 36,6 %. En un crecimiento que ha llamado mucho la atención a buena parte de los agentes financieros de este país y que igualmente cobra una especial relevancia sobre cuál puede ser la decisión de los pequeños y medianos inversores a partir de estos momentos.

Presentados los resultados de BME

bmePor otra parte, la empresa cotizada en la bolsa española que está directamente vinculada con las operaciones de los inversores es BME. Pues bien, esta compañía ha presentado al mercado su plan estratégico para los próximos tres años en su primer día del inversor con el objetivo de diversificar sus ingresos, acelerar el crecimiento y mantener la rentabilidad para el accionista. Y desde luego que ha dejado algunos datos que pueden ser muy relevantes para las decisiones de los pequeños y medianos inversores.

En este sentido, la nueva etapa de crecimiento apoyado en su sólido modelo de gestión, el impulso de sus áreas de negocio y el crecimiento inorgánico es una de las principales conclusiones que ha dejado en esta reunión con los medios de comunicación. Al igual que los pilares del nuevo plan son la diversificación y el foco en el cliente. Por otra parte, ha establecido que redoblará su compromiso de ofrecer una alta rentabilidad y una política de dividendo estable para el accionista.

Línea de negocio muy sólida

Otro de los puntos fuertes de su comunicado es el que pone de manifiesto que aspira a ser el proveedor de infraestructuras de los mercados españoles de las entidades financieras en toda la cadena de valor. Hasta el punto de que Javier Hernani, consejero delegado de BME, resaltó en su exposición las fortalezas con que cuenta la compañía para encarar el plan estratégico, que será la nueva hoja de ruta de la compañía durante los tres próximos ejercicios.

En otro orden cosas el representante de BME ha destacado que es un modelo de negocio sólido y rentable, le relación estrecha y de largo plazo que mantiene con sus clientes, su eficiencia tecnológica, el talento de sus equipos de trabajo y la potencia y reconocimiento de su marca. “BME quiere convertirse en el proveedor de infraestructuras de los mercados españoles de las entidades financieras en toda la cadena de valor”. Para ello, impulsará la actividad de sus áreas de negocio y estudiará oportunidades de crecimiento inorgánico que le permitan diversificar y ofrecer el mejor servicio a sus clientes.

Desvío a otros productos financieros

ahorroDe cualquier forma, es un hecho de alguna parte de los pequeños y medianos inversores han decidido volver de nuevo a la renta fija después del nuevo escenario que presentan en estos momentos los diversos mercados financieros. Tampoco puede olvidarse del alza en el tipo de interés de las imposiciones bancarias a plazo fijo. Porque en efecto, buena parte de los capitales de los fondos de inversión se están desviando hacia los depósitos más rentables comercializados por parte de las entidades bancarias.

Como consecuencia de esta estrategia comercial, puede conseguirse una rentabilidad que habitualmente oscila entre el 1 % y 2 % a través de un pago fijo y garantizado todos los años. Aunque con el inconveniente de que habrá que tener paralizado el dinero durante un espacio de tiempo más o menos largo. Pero de esta forma, se evitan las posibles turbulencias en los mercados financieros y que pueden emerger durante este complicado año que acabamos de empezar. Se trata de una alternativa que está destinada a los pequeños y medianos inversor on un perfil más defensivo para realizar sus operaciones en la inversión.

La vuelta a la liquidez

Otra de las consecuencias de esta volatilidad en los mercados financieros está derivada de la falta de atractivos en la inversión. Ya no solo en los productos de la renta variable, sino que también la renta fija está ofreciendo retornos muy negativos, incluso con más intensidad. No podemos olvidar de que en 2018 se ha vivido uno de los ejercicios más complicados para la inversión y que ha provocado que buena parte de los inversores hayan salido de los fondos de inversión a través de sus correspondientes reembolsos.

Estas actuaciones tienen como principal finalidad no ahondar más en las pérdidas de capital que se han generado en estos meses. Por primera vez en muchos años, tal y como se han encargado de divulgar las asociaciones de inversores particulares. En donde lo que se busca por encima de otras consideraciones es la liquidez en las cuentas corrientes. Desde este escenario general no puedes decirse que este sea un buen momento para rentabilizar los ahorros. Ni mucho menos y en consonancia con las tendencias que están marcando la mayoría de los mercados financieros.

Oportunidades de negocio

negocioEn cualquier caso, hay que tener presente en todo momento que aún en el peor de los escenarios siempre se presentarán auténticas oportunidades de hacer negocio en el sector de la inversión. Lo más complicado de aplicar esta estrategia se basa en detectar estos nichos de mercado ya que es muy complejo este sistema en estos precisos momentos y en la actual coyuntura económica por la que atravesamos. En donde solo los inversores con mayor experiencia están en condiciones de acceder a activos financieros con mayor potencial de crecimiento. Por lo general, procedentes de mercados alternativos, como por ejemplo el de materias primas o metales preciosos.

De todas formas, siempre es muy aceptable disponer de liquidez en la cuenta corriente ante las oportunidades que puedan emerger en los mercados financieros. No en vano, pueden aparecer en el momento en que menos te lo esperas y ante esta situación no habrá más remedio que tener los fondos económicos suficientes en la cuenta de ahorro bancaria. Tal y como vienen recomendando algunos de los analistas financieros más prestigiosos del mercado del dinero.

A modo de conclusión tan solo hay una cosa segura y esa no es otra que otro año más será muy complicado para rentabilizar los ahorros tal y como deseas desde un principio. Sino que por el contrario tendrás que estar muy atento a todo lo que pase a partir de estos momentos.  Tanto en lo que refiere a la renta variable como a la fija e incluso desde los modelos más alternativos de todos.  Lo más complicado de aplicar esta estrategia se basa en detectar estos nichos de mercado ya que es muy complejo este sistema en estos precisos momentos.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.