El oro y la plata rompen al alza

El oro y la plata son dos de los activos financieros que están manteniendo un mayor impulso al alza en esta parte del año. Y lo que es más importante, han conseguido romper zonas de resistencia que son muy importantes y por tanto abren nuevas oportunidades para entrar sus posiciones para rentabilizar los ahorros. En concreto, el oro sale al alza desde un movimiento envolvente que parece indicar que tiene mucho recorrido para conseguir cotas de cotización más exigentes que hasta estos momentos. Hasta el punto de  acercarse a la zona del 1.800 que podría actuar como resistencia.

Mientras que por otra parte, la plata ha roto a la alza tras superar la corrección que ha registrado al inicio de la primavera. Siendo otro de los activos financieros que son más favorables para disponer de un gran recorrido a la alza como consecuencia de una elevada presión compradora que superado los niveles de los últimos años. En un entorno, en que es considerado un metal precioso menos atractivo para las inversiones de los pequeños y medianos inversores. Pero que cuenta con un potencial de revalorización igualmente alto y que puede llegar a niveles de hasta el 26 % en el peor de los casos. Sin apenas resistencias por delante como incentivo para tomar posiciones a partir de estos momentos.

Otro de los aspectos más relevantes de estos activos financieros tan relevantes proceden del hecho de que son considerados como valores refugio en los momentos de mayor inestabilidad en los mercados de renta variable. Por tanto, pueden ser aprovechados para intentar movimientos muy rápidos y obtener grandes plusvalías en escenarios muy complejos para relacionarse con el mundo del dinero. Al igual que  por el hecho de que históricamente, el oro ha jugado un papel importante en las economías de muchas naciones. Aunque ya no es una forma primaria de moneda, el oro sigue siendo una inversión sólida y a largo plazo. Para un tipo de perfil en el inversor muy definido, en donde prevalecen los inversores con fuertes conocimientos de los mercados financieros.

Oro: carrera alcista

A estas alturas ya nadie duda de la tendencia alcista por parte del metal amarillo y que todo parece indicar que se va a dirigir a cotas más exigentes que las mostradas hasta estos momentos. En donde hay que indicar que esta es una inversión que puede ser válida para buena parte de este año en curso. No de forma permanente, es decir de cara al medio y largo plazo ya que puede ofrecer una situación muy compleja para buena parte de los pequeños y medianos inversores. Debido a que tarde o temprano se debe producir una corrección en sus precios y que puede ser un nivel de preciso para abandonar las posiciones en este metal precioso.

Por otra parte, no puede olvidarse que estos activos financieros se mueven por unos parámetros diferentes al de los mercados de renta variable tradicionales. En el sentido de que se rigen por otras normas de las que no pueden estar preparados los ahorradores para seguirlas con una cierta normalidad. Este es el principal problema que tiene tomar posiciones en el oro y la plata en estos precisos momentos ya que puede generarse situaciones no deseadas en algún que otro momento del año. Porque no puede desdeñarse que ambos activos son muy volátiles y muestran unas grandes diferencias entre sus precios máximos y mínimos en una misma sesión de cotización.

¿Cómo aprovechar esta tendencia?

¿Cómo comprar oro? Pues bien, hay muchas maneras de comprar oro. Se pueden utilizar diferentes productos para lograr una variedad de objetivos de inversión. Los inversionistas deben considerar las opciones disponibles en su mercado, la forma de inversión apropiada a sus circunstancias y la naturaleza del asesoramiento profesional que requerirán.

Decidir cómo invertir en oro implica examinar los diversos productos de inversión relacionados con el oro Los diversos productos de inversión relacionados con el oro, todos los cuales tienen diferentes perfiles de riesgo y rendimiento, características de liquidez y comisiones. Por lo general, una estrategia de asignación de activos considerará los rendimientos a largo plazo frente a los rendimientos a mediano plazo, y la forma en que los productos de inversión en oro se desempeñan en correlación positiva o negativa con otros activos.

Los pequeños lingotes y monedas representaron aproximadamente dos tercios de la demanda anual de oro de inversión y alrededor de un cuarto de la demanda mundial de oro durante el último decenio. La demanda de barras y monedas se ha cuadruplicado desde principios de la década de 2000, y la tendencia abarca tanto el Este como el Oeste. Se han establecido nuevos mercados, como China, y han resurgido viejos mercados, como Europa.

Los fondos negociados en bolsa de oro con respaldo físico (ETF), los productos básicos negociados en bolsa (ETC) y fondos similares representan aproximadamente un tercio de la demanda de oro de inversión. Estos fondos se lanzaron por primera vez en 2003 y, a partir de marzo de 2016, poseen colectivamente 2.300 toneladas de oro físico en nombre de inversores de todo el mundo.

Ventajas del oro como inversión

Aunque ya no es una forma primaria de moneda en el mundo desarrollado, el oro sigue siendo una inversión popular por varias razones.

La liquidez. El oro puede ser fácilmente convertido en efectivo en cualquier parte del mundo. Aparte del efectivo real, la liquidez y la universalidad del oro no tiene paralelo.

Mantiene su valor. El oro tiende a mantener su valor a lo largo del tiempo. Los economistas sostienen que ni siquiera el precio del oro es indicativo de su valor. Es decir, incluso si el precio disminuye, el valor subyacente del oro no cambia mucho. Esto se debe en gran medida a que hay una cantidad fija de oro debido al hecho de que es un producto básico, mientras que el dólar estadounidense, que es una forma de moneda fiduciaria, no tiene un valor inherente.

Cobertura contra la inflación. El oro aumenta de valor cuando la inflación se afianza. Dado que el oro se cotiza en dólares de los EE.UU., cualquier deterioro en el dólar llevará lógicamente a un mayor precio del oro. Como resultado, durante los tiempos inflacionarios, el oro ofrece una inversión mucho más estable que el efectivo.

Diversificación. Añadir diferentes valores a su cartera es una forma esencial de diversificar y reducir el riesgo general de sus inversiones. Además, como el oro a menudo se mueve en sentido inverso al mercado de valores y a los valores de las divisas, ofrece una forma especialmente eficaz de diversificación.

Inversión universalmente deseada. El oro sigue siendo un producto básico universal. Aunque los países venden sus futuros de divisas, tesoros y otros valores en todo el mundo, a diferencia del oro, están sujetos al caos político.

El oro se utiliza como insumo en los productos. Dado que el oro se utiliza en la producción de diversos productos, como joyas y productos electrónicos, existe una demanda fiable que estabiliza aún más el precio del oro. Además, en épocas de mayor demanda, estos mercados pueden forzar el precio del oro a subir.

Desventajas de invertir en el oro

Si bien el oro puede ser una gran inversión por una serie de razones que se han expuesto anteriormente, hay que tener en cuenta las desventajas antes de invertir:

El oro no genera ingresos pasivos. Otras inversiones como acciones y bonos pueden derivar una parte de su valor de los ingresos pasivos en forma de intereses y dividendos. Sin embargo, el único rendimiento que puede obtener del oro es cuando el valor aumenta y decide venderlo.

El oro puede crear una burbuja. En las economías turbulentas, muchas personas empiezan a invertir en oro, pero cuando los inversores empiezan a entrar en pánico, el oro puede llegar a estar sobrevalorado. Esto, a su vez, significa que su inversión podría perder valor una vez que el precio se corrija.

Necesita almacenamiento físico y seguro. Si decide comprar oro físico, no sólo tendrá que almacenarlo, sino que también tendrá que asegurarlo. De lo contrario, no podrá reemplazarlo si se daña o es robado.

Las tasas de impuestos sobre ganancias de capital son más altas en la mayoría de las inversiones en oro. Dado que el oro es considerado un artículo de colección en los Estados Unidos, la tasa del impuesto sobre ganancias de capital es del 28%, que es mucho más alta que la tasa ordinaria de ganancias de capital del 15%. Dicho esto, las empresas mineras que no invierten en oro directamente siguen siendo gravadas con la tasa ordinaria.

El aumento del valor del oro coincide con la devaluación de la moneda local. Muchos economistas sostienen que el oro sólo aumenta su valor cuando el dólar se devalúa o la inflación es fuerte. Como resultado, los críticos creen que el oro no ofrece rendimientos adecuados en otros mercados.

Cuándo invertir en oro

El mejor momento para invertir en oro es cuando se espera que la inflación se afiance y haga bajar el valor de la moneda nacional. Cuanto antes se detecten estas caídas, más espacio se tiene para obtener beneficios. Los principales indicadores, como las caídas del mercado de valores y la agitación política, pueden indicar una futura devaluación de la moneda de su país. Los anuncios de los bancos de reserva para imprimir más moneda local también pueden indicar un buen momento para invertir en oro.

Cuando la moneda local es fuerte, y no se espera una inflación, no hay mucho margen para que el precio del oro aumente. Dicho esto, si se espera un aumento de la demanda de los mercados que requieren oro, como los de joyería y electrónica, considere la posibilidad de invertir en oro para beneficiarse de la posible presión de los precios.

Sin embargo, en la práctica, una estrategia de inversión pasiva de compra y retención puede ser la mejor para el inversor ordinario en oro. Dado que las economías tienden a ser cíclicas, compre cuando el precio del oro esté a la baja, tanto si su país está atravesando actualmente un período de turbulencias como si cree que se dirige a alguna. De esta manera, no tiene que preocuparse por comprar cuando todos los demás están comprando y haciendo subir el precio.

¿Qué porcentaje de un portafolio debe compensar el oro?

No hay una regla fija para la cantidad de oro que quieres tener en tu cartera. Esto dependerá de cómo se sienta en el mercado, de lo cómodo que se sienta con la volatilidad, y de sus necesidades financieras en general y de la línea de tiempo.

Debido a que el oro es una de las pocas inversiones que se desempeñan bien en un mercado bajista, considere si se siente bajista o alcista, y utilícelo para completar un portafolio agresivo y lleno de acciones. En última instancia, usted debe emplear las mismas estrategias de gestión de cartera para la asignación de oro que para la compra de otras inversiones.

Cómo invertir en el oro

Hay muchas formas diferentes de invertir en oro:

Comprar oro directamente. Puedes comprar oro directamente en forma de lingotes o monedas. Entonces te quedas con cantidades físicas de oro, que pueden ser vendidas más tarde. Puede sentirse bien tener oro en tu posesión, pero debes tener cuidado con él. La mayor desventaja es que tendrás que pagar para tenerlo asegurado o almacenado.

Compra acciones de una compañía de oro. También puedes comprar acciones de una compañía que produce oro. El valor de las acciones va a estar fuertemente correlacionado con el valor del oro en sí. También puede recibir dividendos por sus acciones.

Futuros y opciones sobre el oro. Usted puede invertir en oro a través de derivados financieros que se especializan en inversiones en oro como opciones de compra y venta. Una opción de compra es apropiada si espera que el valor del oro aumente. Por otro lado, usted compraría una opción de venta si espera que el precio del oro baje. Al igual que otros derivados, las opciones y los futuros de oro son arriesgados; usted tiene el potencial de obtener altos rendimientos o de incurrir en enormes pérdidas.

Invierta en un ETF de oro. Un ETF de oro es un fondo cotizado en bolsa que se especializa en invertir en una gama de valores de oro. Esta diversificación puede minimizar en cierta medida su riesgo. Dos ETFs de oro populares en el mercado son el StreetTRACKS Gold Trust y el iShares COMEX Gold Trust.

El oro puede ser una inversión rentable cuando todas las demás fallan. Si le preocupa la inflación o la devaluación de la moneda de su país, puede que quiera añadir oro a su cartera. Dicho esto, entienda bien la inversión específica en oro que está considerando antes de invertir. Por ejemplo, ¿cuánto le costará exactamente almacenar y asegurar el oro físico? ¿Cuáles son las diferencias de impuestos para su categoría de impuestos sobre la renta entre invertir en un ETF de oro o en un ETF de minería de oro? Conocer los detalles puede hacer una gran diferencia cuando se trata de rentabilidad.

Por muy tentador que pueda ser comprar mucho oro en una economía en dificultades, trate de no dejarse llevar. Las burbujas de oro existen, y para evitar la sobreexposición a cualquier clase de activos, siempre se quiere mantener una cartera bien diversificada.

El oro puede ser una forma muy útil de diversificar su cartera. Es relativamente raro, y su valor a menudo no se mueve en línea con otros activos como acciones o propiedades. En MoneyWeek, hemos dicho constantemente que el oro proporciona un seguro para su cartera, y creemos que la mayoría de la gente debería asignar alrededor del 5 %-15 % de sus carteras al oro o a las inversiones relacionadas con el oro. Así que la pregunta de seguimiento es: ¿cómo debería invertir en oro?

Invertir en oro físico

El oro físico vale la pena mantenerlo porque es una moneda universal finita, mantenida por la mayoría de los bancos centrales. De la misma manera que la casa familiar no debe ser considerada como una inversión, los lingotes de oro no son una inversión per se, sino una forma de ahorro para un día lluvioso o de seguro financiero. No deberías intercambiar tu oro. No cambiaría una póliza de seguro, así que no cambie su oro.

El oro es una buena forma de asegurar la preservación de la riqueza y de pasar la riqueza de una generación a otra. Una vez que tengas lingotes de oro en tu cartera, entonces otras inversiones como acciones de minería, fondos de inversión y otras inversiones en oro más especulativas pueden ser consideradas.

Si quieres saber dónde comprar lingotes de oro, sigue leyendo aquí

Monedas y barras de lingotes de oro modernas

Las modernas monedas de lingotes de oro permiten a los inversores poseer monedas de curso legal de oro de grado de inversión con una pequeña prima respecto al precio de contado del oro tal como se cotiza en los mercados. El valor de las monedas y barras de lingotes está determinado casi exclusivamente por el precio del oro, y por lo tanto sigue el precio de los lingotes.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.