Qué es stop loss

El stop loss es una orden que le damos a nuestro bróker para detener pérdidas

En el momento en el que nos planteamos entrar en el mundo del trading, hay muchos conceptos que debemos conocer antes de poner en riesgo nuestro dinero, como por ejemplo qué es stop loss. Si no os suenan estas palabras, más vale que sigáis leyendo este artículo, pues es clave para poder hacer bien nuestros movimientos en trading.

Explicaremos qué es stop loss y cómo se utiliza. Veréis que su importancia es muy relevante y nos puede ayudar mucho a preparar nuestras estrategias de trading. Además, siempre viene bien aprender algo nuevo, ¿verdad? Si aprendemos a utilizar bien el stop loss, no sólo nos aseguraremos de no perder más dinero de lo que estamos dispuestos a perder, si no que también nos podremos asegurar unas ganancias mínimas si la cosa va bien.

¿Qué es un stop loss en trading?

El stop loss nos sirve para mantener el riesgo bajo control

Como ya hemos mencionado anteriormente, hay algunos conceptos en el trading que son imprescindibles para hacerlo bien. Por ello vamos a explicar qué es stop loss. Básicamente se trata de una orden que le damos a nuestro bróker para, literalmente, «detener pérdidas». Esta es la traducción al castellano de «stop loss».

No es ningún secreto que existe una regla de oro que todos los especuladores en bolsa deberían seguir: Siempre mantener el riesgo bajo control. Para poder cumplir con esta regla de oro, siempre tenemos que saber de antemano cuánto estamos dispuestos a perder antes de realizar una operación. Una vez que tengamos clara la cifra, ya podemos dar la orden a nuestro bróker para abrir la posición.

Inmediatamente después de haber dado la orden de compra o venta, toca dejar un stop loss para evitar que las pérdidas superen la cifra de lo que estamos dispuestos a perder. Se trata de una orden de compra o venta que se ejecutará únicamente cuando el precio vaya lo suficiente en contra a nuestra operación como para causarnos la pérdida máxima que estamos dispuestos a tener. Es decir: La operación que hayamos realizado se «cortará» antes de que podamos sufrir pérdidas más grandes.

Es importante que tengamos en cuenta que las órdenes que no se llegan a ejecutar son gratis. Por lo tanto, controlar el riesgo en nuestras operaciones bursátiles no nos cuesta nada, pero en cambio nos ahorraremos muchos malos momentos y disgustos.

¿Cómo se utiliza un stop loss?

Es importante ajusta el stop loss a medida que avanza el precio

Ahora que ya sabemos qué es stop loss, vamos a explicar bien cómo se utiliza. Ya hemos comentado que se trata de una orden que nos protege de tener pérdidas mayores a las que estamos dispuestos a tener y, de este manera, controlar el riesgo que nos supone. Sin embargo nos quedarán ciertas dudas: ¿Dónde lo debemos colocar inicialmente? ¿Y cómo moverlo a medida que va avanzando el precio? La respuesta a estas dos preguntas las tenemos que tener muy claras antes de adentrarnos en el mercado.

Con una estrategia a medio plazo, tenemos dos opciones de entrar: Pullback o ruptura. El stop loss lo colocaremos según la entrada que realicemos. En estos dos casos, los planteamientos y las salidas de emergencia son distintos.

En el caso de la ruptura de una resistencia debemos colocar el stop loss justo en la línea del soporte o resistencia que definamos, dejando un margen pequeño. Para ello nos fijaremos en las sombras pertenecientes a las velas próximas, colocaremos la orden debajo, a más de un tick de distancia. Es recomendable evitar los números redondos. Así no permitiremos titubeos respecto al precio. Si se diera el caso de que la ruptura no es auténtica, no nos conviene en absoluto estar en un valor que seguramente acabe desplomándose. Por el contrario, si resulta que la ruptura sí es auténtica, se producirá una explosión del precio a nuestro favor, dejando al stop loss atrás.

La otra opción de entrada es mediante el pullback a la media móvil semanal. Esta media es simplemente un indicador que nos ayudará a estimar el valor, que no el precio. Por lo tanto, si no ajustamos este indicador, no nos servirá de nada. Cuando lo hayamos ajustado, sabremos de qué nivel no debería bajar el precio. Ahora la cuestión es intentar colocar el stop loss bajo el mínimo correspondiente al rebote, al igual que antes.

Ajustar el stop loss a medida que avanza el precio

Siempre hay que tener en cuenta que el mercado se encuentra en constante movimiento. Todos los precios ascenderán: Cuando es al alza se llama swing y cuando es a la baja se llama pullback. Ocurrirán uno tras otro hasta que el último pullback ya no lo sea, provocando que la media móvil semanal cambie de dirección al cruzarla el precio de arriba a abajo. Por lo tanto, lo que debemos hacer es colocar el stop loss debajo del último mínimo relevante cada vez que se haya confirmado un rebote sobre el valor.

Artículo relacionado:
¿Cuándo se produce un rebote y como operar en ellos?

Llegados a este punto debemos recordar que la media móvil ajustada, pero no una genérica de treinta semanas, nos llega a dar una idea lo bastante precisa acerca de dónde se encuentra el valor. De esta manera podremos ir cambiando y ajustando el stop loss bajo cada rebote que se confirme sobre el valor. Así nos resultará mucho más fácil aprovechar la dirección de nuestra operación y perderemos como mucho lo que podríamos haber ganado en el último swing.

Esta técnica, denominada trailing stop, consiste en ir actualizando el stop loss en unos puntos defensivos a medida que el precio asciende o desciende a nuestro favor. Así nos aseguraremos de mantener un mínimo de beneficios. Para cumplir bien esta técnica, el stop loss siempre lo acabaremos moviendo hacia la misma dirección que el precio, nunca lo alejaremos de él.

Debemos tener mucho cuidado con los brokers que ofrecen una herramienta llamada «stop loss dinámico». Este aplica una regla fija que nos permite, en teoría, olvidarnos de hacer el seguimiento del precio. Un ejemplo sería perseguir al precio dejando siempre un 5% de distancia. No es recomendable utilizar esta herramienta.

Como podemos ver, el stop loss es realmente imprescindible para el trading. Si operamos en bolsa sin utilizar el stop loss, es como si estuviéramos conduciendo un coche pero sin frenos. Asique siempre debemos utilizar un stop loss.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

bool(true)