Qué es el Registro Mercantil

qué es el registro mercantil

El Registro Mercantil es una de las instituciones más importantes que existen. Sin embargo, no muchas personas saben a ciencia cierta lo que es y cuáles son las funciones que se llevan a cabo. Mucho menos el funcionamiento de este. Pero, ¿y si te decimos que sí puedes saberlo?

Descubre qué es el Registro Mercantil, cómo funciona, para qué sirve y otros datos importantes que debes saber sobre la institución.

Qué es el Registro Mercantil

El Registro Mercantil es una parte del sistema de seguridad jurídica. En realidad, esta institución se ocupa de temas administrativos, ya que es la encargada de recoger e inscribir los actos que tienen que ver con sociedades mercantiles y con los responsables de estas.

En otras palabras, el Registro Mercantil es un organismo de carácter administrativo cuya función es la de inscribir las acciones que tienen que ver con empresas mercantiles y con sus responsables.

En general, el Registro Mercantil se caracteriza por ser de carácter público, es decir, que cualquier persona que quiera consultar, obtener una copia o una certificación de los actos que se han inscrito podrá hacerlo, sin necesidad siquiera de solicitar permiso para ello. Es por eso que se ha convertido en una poderosa herramienta para proveedores, bancos, inversores reales, entidades públicas, AEAT, etc.

Cada registro que se hace se lleva a cabo a través del sistema de hoja personal. Esto que para cuando se inscribe una sociedad o un empresario mercantil, en la hoja se anotan todas y cada una de las acciones que le afectan, de tal manera que no tienes que estar mirando en varios registros sino que suele haber solo uno por empresa o empresario.

Quién está obligado al Registro Mercantil

Quién está obligado al Registro Mercantil

Tal y como te hemos comentado antes, el Registro Mercantil se encarga de anotar y de registrar cualquier acto que tiene que ver con las sociedades mercantiles. Ahora bien, no todos tienen que estar anotados en este Registro, ni mucho menos.

En concreto, los que tienen que estar son: autónomos, sociedades mercantiles, entidades de crédito, fondos de pensiones, seguros y sociedades de garantía recíproca.

Eso sí, en el caso de los autónomos, salvo los navieros, los demás pueden o no hacerlo. Pero si no lo hace, entonces quiere decir que no podrá registrar ningún documento y tampoco usar los efectos legales.

A pesar de que hablamos de una institución pública, lo cierto es que para registrarse hay que pagar unas tarifas, que están aprobadas por el Gobierno y se publican en el BOE, así como el arancel de registradores mercantiles (razón por la que muchos autónomos obvian este paso).

Funciones del Registro Mercantil

Funciones del Registro Mercantil

Centrándonos a continuación en las funciones del Registro Mercantil, lo cierto es que no solo se centra en la inscripción de acciones relacionadas con sociedades y empresarios mercantiles, sino que lleva a cabo muchas más tareas, entre ellas:

  • Sellar y legalizar los libros de los empresarios. Estos son obligatorios y se le pide a los empresarios que los lleven siempre al registro más próximo a su domicilio social para poder registrarlos y que conste en la primera hoja toda a información relativa al empresario.
  • Nombrar expertos y peritos mercantiles. Estos son muy importantes puesto que serán los profesionales que valoren las aportaciones a las sociedades o bien intermediarán en caso de problemas.
  • Nombrar auditores, ya sea para una fusión, absorción o escisión.
  • Se encarga de las cuentas anuales. En concreto, el Registro Mercantil se encarga de recogerlas y de custodiarlas. Por supuesto, todo dependerá de las empresas que estén obligadas porque aquellas que no tengan que hacerlo quedarán exentas.
  • La inscripción de empresas, emprendedores y autónomos.
  • Registro de acciones relacionadas con autónomos y sociedades, tales como concursos de acreedores, incrementos o descensos del capital, nombramientos y ceses, información del empresario y/o empresa, etc.

Cómo funciona

El Registro Mercantil basa todo su funcionamiento en cinco principios que son los que rigen su actuación:

  • Obligatoriedad. En el sentido que la inscripción es obligatoria, salvo en casos expresen lo contrario.
  • Rogación. Es decir, el Registrador solo puede anotar asientos en los libros cuando se lo pidan, pero no por su parte o cuenta, sino que tendrá que haber una instancia de parte interesada o bien un mandamiento administrativo o judicial. Y lo mismo ocurre si alguien solicita información del Registro Mercantil; esta ha de ir garantizada por una instancia que haga esa persona para obtener la información, ya sea a través de una nota simple o de una certificación.
  • Prioridad. Porque si un acto se ha inscrito ya, aunque sea de manera preventiva, no puede volverse a inscribir otro igual, ya sea con fecha posterior o anterior, y menos aún si este es opuesto o incompatible con el que ya está registrado.
  • Legalidad. Todos los Registradores actúan bajo su propia responsabilidad por lo que tienen que ser conscientes de la legalidad de los documentos, de la capacidad y de la legitimación de los que los otorgan y suscriben.
  • Tracto sucesivo. Es decir, que para inscribir un acto, antes de nada la sociedad debe estar registrada. Igual ocurre si lo que se quiere es modificar o extinguir algo.

Métodos de información

En el Registro Mercantil vas a poder encontrarte con dos métodos de información principales:

  • Las notas simples, que solo sirven para informar pero no tienen ninguna validez legal para presentarlas.
  • Las certificaciones, donde es el propio Registrador el que valida, da buena fe y acredita la información que contenga esa certificación. Esta sí que tendría validez legal.

Qué es el Registro Mercantil Central

Qué es el Registro Mercantil Central

Fuente: Confilegal

Dentro de lo que es el Registro Mercantil debes saber que existe un Registro Mercantil Central. Este organismo se encarga de ordenar, tratar y publicar, de forma informativa, todos los datos que se reciben por parte de los Registros Mercantiles. ¿Y dónde los publica? Pues en el Boletín Oficial del Registro Mercantil, más conocido por sus siglas BORME.

Otra de las funciones del Registro Mercantil Central es la de gestionar las denominaciones, registrando las de todas las entidades inscritas, ya sean de forma fija o como reserva temporal.

Ahora que conoces un poco más el Registro Mercantil, ¿te surgen dudas sobre él? Coméntanos e intentaremos ayudarte a solucionarlas.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.