Otras bolsas para dirigirse y huir de la inestabilidad política en España

Los inversores es uno de los segmentos que están más preocupados por la inestabilidad política en España. En donde, los españoles votarán el próximo 10 de noviembre de nuevo en las elecciones generales. Será la cuarta convocatoria electoral en los últimos cuatro años. Este hecho puede debilitar en estos dos meses el índice selectivo de la renta variable nacional y por encima de otras plazas internacionales de nuestro entorno. Hasta el punto de plantearse si puede ser más rentable dirigir sus operaciones hacia algunas de ellas.

No puede olvidarse que la bolsa casi siempre penaliza esta clase de incertidumbre y más aún si viene acompañada por la aparición en una nueva recesión económica que limitará los beneficios de las compañías que cotizan en el mercado de renta variable española. Se trata de una combinación letal que va a jugar en contra de los intereses de los pequeños y medianos inversores de nuestro país. Que en muchos casos están pensando en cerrar posiciones aquí para dirigirse a otros centros financieros del mundo para rentabilizar sus ahorros.

Por fortuna para todos, las alternativas son muchas y de diversa naturaleza y en cualquier caso pueden satisfacer nuestras demandas en el sector de la inversión. Desde las plazas más agresivas a otros que están en línea que las representadas por las bolsas españolas. Con un único objetivo y es batir los resultados que vaya desarrollando en estos dos meses el Ibex 35. Es decir, con mayores posibilidades de que los pequeños y medianos inversores puedan rentabilizar su capital disponible y por supuesto lejos de la de la inestabilidad política en España y sus nuevas elecciones generales.

Invertir fuera de España: CAC

Nada mejor que el selectivo de la renta variable francesa para tomar el testigo del Ibex 35. Es de similares características y además es un país muy potente que está en nuestro entorno más cercano. Además, en las dos últimas semanas bursátiles ha mejorado el comportamiento de la bolsa española, en torno a un 2 %. Este puede ser un margen de intermediación muy interesante como para tomar posiciones a partir de estos momentos. No puede olvidarse que cotizan empresas que son conocidas a nivel internacional, incluyendo también a España. Hasta el punto que puede ser una medida que pueda darnos más de una alegría mientras tengamos invertido nuestro dinero.

Por otra parte, las comisiones y gastos en su gestión son muy parecidas a la de la bolsa española y tienen el mismo horario en el desarrollo de las sesiones bursátiles. Sin mucha volatilidad en la configuración de los precios de las acciones que se valoran en este importante mercado financiero. En donde puede tener un mejor comportamiento que en la bolsa española debido a la fortaleza de su economía nacional y a pesar de que también puede entrar en recesión económica en los próximos trimestres, según apuntan algunos informes bancarios. Pero su principal aportación es que estamos ante un mercado realmente sólido.

Acudir al Dow Jones

La solución más clásica y manoseada por los inversores domésticos no podía ser otra que la bolsa de Estados Unidos. De entre todas, es la que mejor se está comportando en los últimos años y muy cerca de sus máximos históricos. De momento, los riesgos son menores que en otras plazas internacionales, y con unas perspectivas muy positivas desde el punto de vista de su análisis técnico. Si no ocurre algo excepcional lo normal es que el Dow Jones puede llegar a cotas más altas en su cotización. De momento, tiene muy pocas resistencias por delante y este es un incentivo para abrir posiciones en este mercado de primera magnitud.

Mientras que por otra parte, tienes la gran ventaja de que puede elegir en la oferta más potente de empresas cotizadas de todo el mundo. Con todos los sectores representados en el índice y que te hace mucho más sencillo tomar una decisión sobre el modelo de inversión. Por el contrario, su principal inconveniente es que sus comisiones y gastos en la gestión son mucho más exigentes que en los mercados financieros domésticos. Pero si todo se desarrolla correctamente puedes amortizarlo a través de las plusvalías generadas desde tus operaciones en bolsa. Con un porcentaje que puede doblar el de las bolsas nacionales.

India: recomendado por los analistas

Este mercado de renta variable puede ser uno de los más rentables, en opinión de los intermediarios financieros. Está enmarcado bajo un tendencia alcista de gran intensidad desde hace muchos años, aunque se producido tomas de beneficios para adecuarse a la ley de la oferta y la demanda. Las medidas liberalizadoras de su gobierno ha sido el detonante para que la bolsa de la India se haya constituido en una de las más atractivas del todo el mundo. Aunque bien es cierto que se llega un poco tarde para obtener unos amplios beneficios en las operaciones. Después de años en donde su rendimiento ha sido de más del 40 %.

Mientras que por otra parte, este mercado puede ser considerado uno de los emergentes con mejores perspectivas para encarar el próximo año. Estando en la cartera de muchas gestoras, tanto nacionales como de fuera de nuestras fronteras. Debido al buen aspecto técnico que sigue mostrando su principal índice bursátil. Pero con un nivel más alto de lo habitual sobre la volatilidad que muestran sus cotizaciones y en cualquier caso muy expuesto a todas las noticias que sean procedentes de China. Con unas comisiones y gastos en su gestión un poco más altos que en la renta variable española.

Bolsa de Rusia y el petróleo

Si al final el precio del oro negro se acerca hasta a los 90 o 100 dólares el barril no cabe duda de que unos de los mercados financieros más beneficiados puedes ser el eslavo. En especial por su excesiva dependencia de las diferentes energías: gas, crudo, etc. En donde buena parte de sus valores cumplen con estas características. Mientras que por otra parte, es una plaza emergente que ha quedado rezagada respecta a otras en los últimos años y sin lugar a dudas en algún año puede dar la gran sorpresa a los pequeños y medianos inversores. Con un comportamiento mucho mejor que las bolsa occidentales.

En cualquier caso, es uno de los centros geográficos a tener en cuenta si vamos a dejar nuestras operaciones en el mercado continuo español. Aunque es cierto que sus compras y ventas están penalizadas con unas comisiones más expansivas que en otros lugares. Pero si es alcista puede merecer, y mucho, la pena, abrir posiciones a partir de estos momentos. A pesar de que los riesgos serán también mayores al tratarse de un mercado bursátil muy volátil y que se ha caracterizado por mantener unas diferencias muy notables entre los precios máximos y mínimos de las acciones. Con divergencias que pueden incluso superar el 10 %.

Holanda: más calma en los cambios

Este es un mercado pequeño, pero que ofrece algunas oportunidades de negocio muy interesantes para los pequeños y medianos inversores. Prácticamente calca los resultados del Euro Stoxx 50 y está inmerso en una de las economías más estables de la zona euro. Con valores del sector tecnológico que son referencia a nivel internacional y que pueden ser objeto de nuestras compras en los mercados de renta variable. Si queremos un poco de tranquilidad este destino puede ser uno de los mejores que podemos elegir en estos momentos. Hasta el punto de que puede ser una decisión que puede darnos más de una alegría en los próximos meses.

Como elemento negativo está el hecho de que la oferta de compañías cotizadas es sensiblemente menor a los de otros lugares en el viejo continente. Pero aun así, puede constituirse en una alternativa a la bolsa española en los momentos de mayor inestabilidad de esta. Hasta el punto de que podemos rentabilizar los ahorros a poco que los mercados acompañen en su tendencia alcista. Tratándose de un centro financieros que está bajo la influencia de la economía germana, pero mucho más concentrado al tratarse de un índice bursátil más pequeño que los restantes. Por otra parte, las comisiones y los gastos de gestión en la operación son ligeramente más altos que los generados en la renta variable nacional.

Son en definitiva algunas de las opciones que dispones los pequeños y medianos inversores españoles para alejarse estos días de la bolsa española y más concretamente de su índice de referencia, el Ibex 35. Ante los efectos que les puede generar la inestabilidad política en España tras el anuncio de los nuevos comicios que se desarrollaran el próximo mes de noviembre. Y que sin lugar a dudas puede traer un periodo de turbulencias a los mercados del dinero. Hasta el punto de que plantearse que es el momento de abandonar esta plaza y dirigirse a otras que todavía son han sido exploradas. Como por ejemplo, algunos de las que nos hemos referido en este artículo. En donde podemos realizar operaciones que desde liego pueden ser muy rentables para nuestras expectativas en la inversión. Pero eso sí, sabiendo a donde nos dirigimos y no realizando los movimientos de manera frívola.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.