Descubre cuáles son las fases del concurso de acreedores

fases del concurso de acreedores

Cuando se lleva a cabo un concurso de acreedores hay una serie de fases para seguir el procedimiento de forma ordenada y dando los pasos necesarios para llegar a buen puerto. Pero, ¿cuáles son las fases del concurso de acreedores?

A continuación queremos hablarte de ello para que puedas saber qué pasa en cada fase y tengas la información necesaria para, si en algún momento te encuentras en esa situación, sepas qué va a ocurrir. ¿Vamos a ello?

Qué es un concurso de acreedores

hombre insolvente

Antes de hablarte de las fases del concurso de acreedores conviene que tengas una idea de a qué nos referimos con el concurso de acreedores. Esto es un procedimiento jurídico que se lleva a cabo cuando hay problemas en un negocio relacionados con la solvencia o la falta de liquidez. El objetivo es intentar ver cómo pueden cobrar los acreedores y, al mismo tiempo, intentar que el negocio siga adelante.

Por este motivo, es muy importante seguir unos pasos detallados, o fases, porque son las que pueden ayudar a conseguir cumplir la función del concurso de acreedores.

Fases del concurso de acreedores

figura de hombre recogiendo monedas con pala

Como te hemos dicho antes, un concurso de acreedores tiene una serie de fases estipuladas por ley que hay que cumplir para llevar un orden y control, y también porque es la forma más eficiente de evaluar la situación y buscar soluciones que puedan servir tanto a los acreedores que quieren cobrar como a los dueños del negocio que quiere seguir.

Las fases están estipuladas por el artículo 508 de la Ley Concursal (Real Decreto Legislativo 1/2020, de 5 de mayo), que dice así:

«Artículo 508. Secciones.
1. El procedimiento de concurso se dividirá en las siguientes secciones, ordenándose las actuaciones de cada una de ellas en cuantas piezas separadas sean necesarias o convenientes:
1.ª La sección primera comprenderá lo relativo a la declaración de concurso, a las medidas cautelares, a la conclusión y, en su caso, a la reapertura del concurso.
2.ª La sección segunda comprenderá lo relativo a la administración concursal, al nombramiento y cese del titular o titulares de este órgano y, en su caso, del auxiliar delegado, a la determinación de las facultades de este órgano, al ejercicio del cargo, a la retribución, a la rendición de cuentas y, en su caso, a la responsabilidad civil en que el administrador o administradores concursales hubieran podido incurrir. En esta sección se incluirá en pieza separada el informe de la administración concursal con los documentos que lo acompañen y, en su caso, la relación definitiva de acreedores.
3.ª La sección tercera comprenderá lo relativo a la determinación de la masa activa, los incidentes relativos a qué bienes y derechos son necesarios para la continuidad de la actividad profesional o empresarial del concursado, a los alzamientos de los embargos, a las autorizaciones judiciales y a los créditos contra la masa. En esta sección se incluirá en pieza separada cada uno de los incidentes relativos a la reintegración y a la reducción de la masa activa. En esta sección se incluirán igualmente en pieza separada las ejecuciones que se inicien o se reanuden contra los bienes y derechos de la masa activa.
4.ª La sección cuarta comprenderá lo relativo a la determinación de la masa pasiva, a la comunicación, reconocimiento, graduación y clasificación de los créditos concursales y al pago de los acreedores. En esta sección se incluirá en pieza separada cada uno de los incidentes relativos a la inclusión o exclusión de créditos concursales, así como a la cuantía o a la clasificación de los reconocidos. En esta sección se incluirán igualmente en pieza separada los juicios declarativos que se acumulen al concurso de acreedores.
5.ª La sección quinta comprenderá en piezas separadas lo relativo al convenio y a la liquidación.
6.ª La sección sexta comprenderá lo relativo a la calificación del concurso, a los efectos de la calificación y a la ejecución de la sentencia de calificación del concurso como culpable.
2. En caso de concursos conexos, se abrirán tantas secciones como concursos se hubieran declarado conjuntamente o se hubieran acumulado, salvo las secciones tercera y cuarta que serán comunes cundo el juez hubiera acordado acumulación de masas».

En base a esta artículo nos encontramos con que, por ley, están estipuladas las fases en seis. Pero en la práctica no se llevan a cabo todas ellas, sino que se engloban en cuatro, que son las que vamos a ver a continuación.

Fase común

La primera fase del concurso de acreedores es también la más compleja porque es la que inicia todo el proceso. En ella se engloba la solicitud del concurso de acreedores, que puede ser voluntaria o necesaria y la tramitación de este proceso.

En ese momento comienza a recopilarse información de la empresa como su situación económica y financiera del deudor, la cuantía del dinero que debe, lo que paga, viabilidad de la empresa, si es posible pagar a quienes les debe…

Para ello, se nombra a un administrador concursal que será el encargado de gestionar este proceso y de actuar protegiendo los intereses de los acreedores. En general, llevará a cabo un inventario de bienes y derechos (masa activa del deudor); una lista de acreedores del deudor (masa pasiva del deudor); una lista de los créditos devengados después de la declaración de concurso; y un análisis de la memoria jurídica y económica del deudor.

Todo esto ayudará a establecer la clasificación para saber quién va a cobrar primero. A saber:

  • Privilegiados, como la Seguridad Social y Hacienda.
  • Créditos ordinarios (bancos).
  • Subordinados (intereses y recargos).

Esta fase dura aproximadamente unos 15 días, momento en que se pasaría a la siguiente.

Fase convenio

Esta es una de las fases del concurso de acreedores que puede obtener dos resultados: que haya acuerdo o que no lo haya.

Y es que durante la fase se propone una solución para llegar a un acuerdo entre los acreedores y el deudor. Dicho de otro modo, se lleva a cabo un plan que podría solucionar el problema e intentar que la empresa siga adelante y que todos los acreedores vayan a cobrar.

Ahora bien, puede ocurrir lo siguiente:

  • Que se acepte ese acuerdo, por lo que el juez dicta sentencia y habrá que cumplirlo por ambas partes.
  • Que no se acepte el acuerdo. En este caso se pasa a la fase de liquidación.

manos estrechandose

Fase liquidación

Si no hay propuestas de convenio o no se aprueban o cumplen, entonces se pasa a esta fase de liquidación. En esta el administrador concursal debe gestionar todo el patrimonio del deudor para establecer un plan de liquidación y ayudar a solventar las deudas con los acreedores. Al mismo tiempo ha de intentar que el negocio salga adelante.

Para ello, lo que se hace es convertir los bienes y activos en liquidez (vendiéndolos). Con esos fondos se pagan las deudas en base a la legislación (habrá acreedores que tengan preferencia sobre otros). El resto que sobre se podrá utilizar para que el negocio siga adelante si es posible. Aunque ya te avisamos que normalmente, cuando se llega a esta fase, es porque es inviable la continuación de la empresa.

Fase calificación

Para finalizar las fases del concurso de acreedores tenemos la fase de calificación. En este caso se valora cómo ha sido la conducta del concursado, cuáles han sido las causas de esa insolvencia y se determina si el concurso de acreedores ha sido fortuito o culpable.

El informe de calificación lo lleva a cabo el administrador concursal junto con el Ministerio fiscal y, como has visto, tiene dos resultados:

  • Si es culpable, entonces el deudor o administrador es el causante de la situación ocurrida, es decir, de la insolvencia del negocio y esta se ha agravado hasta ese punto.
  • Si es fortuito quiere decir que el deudor no ha provocado esa situación de insolvencia, sino que le ha sobrevenido. En este caso, en el plazo de un mes, se lleva a cabo un informe final de liquidación (donde se exponen las operaciones de liquidación realizadas y las cantidades obtenidas) que solicita la conclusión del procedimiento a un juez.

¿Te han quedado claras las fases del concurso de acreedores?


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.