¿Cuáles son las aportaciones de los fondos mixtos?

Los fondo de inversión es uno de los productos más plurales que hay conformados en el sector de la inversión. Uno de ellos son los denominados fondos mixtos y que pueden constituirse en una clara alternativa a la actual coyuntura de los mercados financieros. Una de las mayores aportaciones de este producto financieros es que combina la renta fija con la variable sin tener que cambiar de modelo en la inversión. De cualquier forma, es una de las posibilidades que tienes en estos momentos para rentabilizar los ahorros con mayor o menor éxito.

Su versatilidad y también la flexiblidad hace  de los fondos mixtos una de las categorías recomendadas en el actual entorno de los mercados. Esta clase de fondos de inversión no son ni mejores ni peores que otros formatos, sino que por el contrario pueden ser más aptos en ciertos movimientos de los mercados financieros. Más allá de otra serie de consideraciones técnicas y puede que hasta desde el punto de vista fundamental. No obstante, dentro de los fondos mixtos hay muchas categorías de ellos: flexibles, con euro cubierto, globales etc.

Es uno de los modelos preferidos por los analistas financieros en estos precisos momentos para mantener  una posición más defensiva a los mercados. No en vano, tienden a reducir su peso en renta variable y por otra parte bajan las duraciones en la parte de renta fija ante los riesgos de subidas de tipos. Pero en cualquier caso, no en todos los escenarios su contratación es muy beneficiosa para los pequeños y medianos inversores. Hay que saber entrar en sus posiciones y sobre todo el momento justo para abandonar y entrar en otros formatos de la inversión.

Composición de los fondos mixtos

Los denominados fondos mixtos tienen una composición muy diversa ya que parten de diferentes activos financieros. Normalmente se componen de activos procedentes, tanto de la renta fija como de la variable. Pero sin renunciar a otras alternativas, como por ejemplo pasa con los activos monetarios o en incluso en los modelos más innovadores con la inversión denominada como alternativa. Para que al final el equilibrio sea mucho mayor que en los otros modelos que aportan los fondos de inversión.

¿Qué es lo que consigues con la aplicación de esta estrategia en la inversión tan singular? Pues sobre todo que tengas los ahorros más diversificados que antes. Este factor genera que dispongas de una mayor protección en los escenarios no deseados por los mercados financieros. En especial, cuando la inestabilidad en la bolsa es su denominador común y que hace que las posiciones de los mercados se hagan muy complicadas para todos los perfiles de los inversores. Este es uno de los principales motivos por los que están muy indicados para periodos en que no están definidas las tendencias.

Se controlan más las pérdidas

Otra de las características de los fondos mixtos es que por encima de todo las pérdidas suelen estar controladas y suelen ser buenos mezcladores de carteras. No en vano, no ofrecen las excelentes rentabilidades de los fondos de inversión basados en la renta variable, pero al menos permiten moderar las pérdidas cuando las condiciones de los mercados no son las deseables. Por otra parte, esta clase de productos financieros pueden tener una gestión activa por parte de las gestoras con el objetivo de reducir sensiblemente los riesgos. Por encima de otras estrategias que puedes utilizar en estos momentos.

Desde luego que no es modelo de inversión innovador, si no que por el contrario lleva muchos años en vigencia. De todas formas, es en los últimos años donde han tomado un mayor protagonismo. Entre otras razones porque es una forma muy sencilla de agrupar la renta fija con la variable. Sin que tengas que realizar ningún movimiento en los mercados ya que es una cartera de inversión que te diseñan los intermediarios financieros. En donde puedes elegir entre muchos modelos y con toda clase de composiciones. Muchas más de las que puedes creer desde un principio. Al fin y al cabo estamos hablando de fondos de inversor con lo que eso implica.

Con diversificación en la inversión

Esta es una de sus denominadores comunes más acusados. Hasta el punto de que los fondos mixtos son un buen complemento para nuestras carteras. Esto se debe a que permiten delegar una parte de las inversiones a una mayor o menor exposición a renta variable, divisas, etc. O incluso tomar posiciones tácticas o invertir en activos que tal vez no solemos utilizar con frecuencia en la mayoría de las ocasiones. Porque si por algo se distinguen estos productos financieros es por la alta diversificación que cuentan sus modelos de gestión. Es algo que debes conocer si vas a contratar unos de estos formatos a partir de estos momentos.

Por otra parte, los fondos mixtos son más rentables en los periodos de permanencia más largos, en donde los resultados de este tipo de carteras suelen mostrar una más sólida consistencia. Incluso añade valor a las posiciones de las carteras de inversión. A diferencia de otra clase de fondos de inversión que están más limitados, aunque sus objetivos están mucho más definidos. En este caso, son muchas las variables que determinan su rentabilidad de ahí que se muevan bajo unos márgenes de beneficios muchos más modestos que en los fondos de renta variable. Aunque superiores a los generados desde la renta fija.

Varios modelos en función del cliente

Dentro de los mismos, se detectan diferentes opciones según el perfil del inversor y sus necesidades. Aunque en la mayoría de los casos se constituyen en una excelente alternativa para momentos como los actuales. En donde la bolsa no tiene una tendencia muy bien definida y están desarrollándose periodos de volatilidad que son muy peligros para la compra y venta de acciones en bolsa. Y es en este punto donde los fondos de inversión mixtos pueden ser más eficaces. Además, puedes elegir diferentes modelos en función de cuál sea tu seña de identidad en la inversión: moderados, agresivo, intermedio u otro cualquiera.

Por otra parte, y al igual que ocurre con los otros fondos de inversión, en estos puedes elegir por una gestión activa o por el contrario pasiva. Es decir, para que puedas ir renovándolos poco a poco en función de las nuevas condiciones del mercado. No obstante, esta decisión dependerá fundamentalmente del riesgo que puedes asumir a partir de estos momentos. Porque, por ejemplo los de gestión activa implican que tu cartera de inversión se irá adaptando a cómo trascurran los mercados financieros. Hasta el punto de que incluso puedes beneficiarte de los escenarios más adversos para los mercados de renta variable.

Para posturas más defensivas

Hay una factor que debe quedarte muy claro a partir de ahora y es que esta clase de fondos de inversión están especialmente indicados para adoptar unas posiciones más defensiva que hasta ahora. Esto en la práctica se sustancia en que no tendrás un rendimiento más potente a tus aportaciones económicas. Mientras que por el contrario, superarás los débiles rendimientos que te ofrecen en estos momentos los productos bancarios (imposiciones a plazo, pagarés bancarios e incluso las cuentas de alta remuneración). En todos estos casos se mueve en una horquilla muy estrecha que va del 0,25 % al 1,50 %. Con lo cual puede que sea mucho más rentable que contrates un fondo de estas características para cumplir con tus objetivos más próximos.

Desde este escenario general, otro aspecto que debes plantearte en los fondos mixtos es el hecho de que pueden tener unas comisiones más expansivas que en otros productos financieros. Como por ejemplo, en la compra y venta de acciones en bolsa, fondos cotizados o los diferentes productos derivados. Con unas tarifas que pueden alcanzar hasta el 2 % sobre el capital invertido. Aunque este gasto lo puedes evitar con la formalización de fondos de inversión mixtos que sean de procedencia nacional. No en vano, cuentan con unos márgenes de intermediación más asequibles para todas las economías domésticas.

Otro de los aspectos a valorar con esta clase de productos financieros es que no te aseguran nunca una rentabilidad fija al igual que los restantes fondos de inversión. Si no que por el contrario, todo dependerá de las condiciones de los mercados financieros. Hasta el punto de que incluso puedas dejarte muchos euros por el camino, tal y como ha pasado estos años con algunos fondos de estas características. Porque aunque su rentabilidad haya sido alta en los últimos años, ello no significa necesariamente que se tenga que repetir en los próximos ejercicios. Ni mucho menos ya que es un riesgo evidente que tienes que asumir en la contratación de estos productos para la inversión.

Y para terminar, mencionar que siempre un buen asesoramiento puede ayudarte a lograr los objetivos planteados desde un principio. No te costará nada y serán muchas las aportaciones que te generará este servicio a partir de ahora. Desde tu banco de siempre dispondrás este servicio en el que no faltarán propuestas para que puedas invertir tu dinero en los próximos días. Y de esta manera, puedas combinar la renta fija con la variable. Que es al fin y al cabo de lo que se trata.



Soy un apasionado de la información, y especialmente de la economía y trasladar mis informaciones a la gente para que puedan gestionar mejor su dinero. Eso sí, con objetividad e independencia, faltaría más.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.