¿Cómo crear una franquicia?

como crear una franquicia

Cuando tienes un negocio y este va bien, crece y está teniendo bastantes ventas lo normal es pensar en expandirlo. Y una de las formas de hacerlo es mediante las franquicias. Pero, ¿cómo crear una franquicia?

Si te estás planteando llevar a cabo este tipo de empresa y quieres entenderlo a la perfección antes de hacer nada, a continuación te vamos a ayudar a dar todos los pasos que debes hacer. ¿Empezamos?

Qué es una franquicia

hombre haciendo cafe con cafetera

Para saber cómo crear una franquicia lo primero y más importante es entender el concepto de esta en sí misma. Una franquicia es acuerdo por el que una empresa le permite a otra utilizar su nombre y vender sus productos o servicios.

En definitiva, actuarían dos figuras importantes:

  • Por un lado, el franquiciador, que sería la persona que es dueña de la empresa y que dará permiso para utilizar la marca, el nombre, los productos, el diseño, etc.
  • Por otro lado, el franquiciado, que es la persona que va a utilizar todo lo anterior a cambio de pagar al franquiciador una serie de derechos (imagen, marca, productos, etc.).

Ejemplos de franquicias tenemos muchos. Uno de los más conocidos es McDonald’s, ya que está disponible en varias partes de España. No todas las tiendas son propias de la empresa, sino que otras se construyen utilizando la figura de las franquicias de tal forma que, aquel que tiene un local, puede estar interesado en utilizar una empresa ya conocida y establecida para que su éxito sea mayor porque, al ser algo que ya se conoce e incluso que se desea, la clientela es más fácil que llegue antes (y tienes un reconocimiento mayor que si la empresa se monta de cero).

Qué se necesita para montar una franquicia

mujer elegiendo camisetas de una tienda

Ahora que te queda más claro qué es una franquicia, y antes de hablarte de cómo crear una, nos parece más útil que conozcas cuáles son los requisitos previos a tener en cuenta para montarla. Y es que, uno de los primeros y más importantes es que los interesados van a tener que darse de alta como autónomo o como empresa. Nunca le van a dejar montar una franquicia si no cumple con este requisito, así que debes marcarlo como obligatorio. Pero no es lo único que debes tener en cuenta.

Además de ser autónomo, ha de ser consciente que, cuando se elige la franquicia que quiera, se van a poner una serie de pagos que deberá hacer frente para seguir adelante. Por un lado, tendrá la tarifa de entrada, es decir, un precio que deberá pagar por «afiliarse» a esa franquicia y formar parte del grupo de esta. Por otro lado, tendrá el pago de royalties, que es una tarifa que dependerá de lo que venda en la tienda de la marca. Es decir, si compra los productos (o los solicita) y los vende, no se va a quedar con todos los beneficios sino que habrá de pagarte una parte de las ganancias o ventas.

Otro punto a tener en cuenta a la hora de montar una franquicia es que no va a estar solo. Como franquiciador estás obligado a darle apoyo y asistencia para que pueda vender, para que lleve bien su local, etc.

¿Cómo montar una franquicia?

parte de una tienda de ropa de franquicia

Ahora sí, ¿qué tal si te hablamos de cómo montar una franquicia? Si tienes una empresa que ya es grande, que puede tener éxito como franquicia porque cada vez demandan más de tus productos y puedes expandirte, los pasos que deberías seguir para conseguirlo son los siguientes:

Inscribir la empresa en el Registro de Franquiciadores

Este es uno de los primeros pasos, aunque, si nos paramos a pensar, antes de llevarlo a cabo se tienen que haber definido al 100% todos los aspectos relacionados con la franquicia: como puede ser el modelo de negocio, las condiciones para los franquiciados, etc.

La inscripción podríamos decir que es un punto imprescindible, sobre todo si quieres que sea considerada una franquicia de manera legal. Además, por si no lo sabes esto hará que tengas una regulación concreta, el Real Decreto 429/2006, que regula el sistema de franquicias (modificado por el Real Decreto 201/2010).

De esta manera, de forma legal serás considerado un franquiciador.

Establecer cuál será tu sede central

Toda empresa franquiciada tiene una sede central, es decir, una sede que es considerada el centro de mando de las empresas, de donde pueden obtener información, asistencia, ayuda, etc.

Esta sede puede ser la propia empresa o bien otras que se hayan montado. Por ejemplo, imagina que la empresa está en Valencia. Pero tú ya has montado una tienda en Sevilla y esta es la sede central de la franquicia porque es desde donde vas a gestionar las franquicias. ¿Te queda claro así?

Tener el contrato de franquicia y los manuales de operación

El contrato de franquicia es uno de los documentos más importantes porque en él estará cuáles son los derechos y las obligaciones de cada una de las partes.

Por su parte, los manuales de operación hacen referencia a documentos en los que tendrán toda la información sobre la empresa para que puedan adoptar su visión, misión y filosofía en general en las tiendas que se monten.

Ponte límites

El hecho de que haya muchas personas interesadas en tu negocio y que quieran poner franquicias puede ser muy alentador. Pero cuidado, porque si aceptas a cualquiera, luego la fama que te pueden dar estar tiendas quizá no sea la mejor.

A la hora de elegir a los que dirigirán las franquicias debes tener en cuenta si cumplirán el perfil. ¿Cuál perfil? El que tú mismo hayas definido para tener una base sobre la que pasar un filtro con las personas interesadas.

A la vez, también debes ir poco a poco. Puede que quieras avanzar rápido; pero es mejor afianzar unas tiendas, ver que funcionan bien, y seguir adelante, que querer hacer un montón de tiendas y al final que estas funcionen a medio gas o que tengan una mala reputación para la marca.

Por ejemplo, tiendas donde se trata mal al cliente, donde se hacen trapicheos con la contabilidad para pagar menos, o donde no siguen el mismo estilo que las demás (han modificado los colores, colocado sus propios logos, etc.).

Como ves, montar una franquicia no es caro, pero sí debes tener en cuenta los pasos que debes dar para hacerlo todo de forma legal y sin ningún fleco suelto. ¿Te han quedado dudas? Déjanoslas en los comentarios.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.