4 maneras de medir los flujos de caja de una empresa

Los flujos de caja de una empresa son una medida fundamental de la salud financiera de una empresa. Son una herramienta esencial para evaluar la capacidad de una empresa para cumplir con sus obligaciones financieras a corto plazo, así como para invertir en su crecimiento futuro. El cálculo de los flujos de caja es relativamente simple y se puede dividir en diferentes categorías que vamos a ver en este artículo.

¿Qué son los flujos de caja?

Los flujos de caja de una empresa son una medida fundamental de la salud financiera de una empresa. Se trata de la cantidad de efectivo que ingresa y sale de una empresa en un período determinado. Estos flujos pueden ser positivos o negativos, dependiendo de si la empresa está generando o gastando más efectivo de lo que está recibiendo.

Para qué sirven los flujos de caja

Los flujos de caja son una herramienta esencial para evaluar la capacidad de una empresa para cumplir con sus obligaciones financieras a corto plazo, así como para invertir en su crecimiento futuro. En otras palabras, los flujos de caja proporcionan información importante sobre la solvencia y la liquidez de una empresa. Además, los flujos de caja también son importantes para los inversores, ya que les permiten evaluar la rentabilidad de una inversión en la empresa. Los inversores quieren saber si una empresa está generando suficiente efectivo para pagar dividendos y, si es así, cuánto se espera que crezcan esos dividendos en el futuro.

iconos

Fórmula para calcular el flujo de caja neto de una empresa. Fuente: WallStreetMojo.

Cómo se calcula el flujo de caja

El cálculo de los flujos de caja es relativamente simple y se puede dividir en tres categorías: el flujo de efectivo operativo, el flujo de efectivo de inversión y el flujo de efectivo financiero.

  1. El flujo de efectivo operativo: se refiere a la cantidad de efectivo que una empresa genera a través de sus actividades diarias. Esto incluye el efectivo que recibe de la venta de bienes o servicios, menos los gastos operativos necesarios para producir esos bienes o servicios.
  2. El flujo de efectivo de inversión: se refiere a la cantidad de efectivo que una empresa gasta en activos de larga duración, como la compra de equipos o la construcción de una nueva planta.
  3. El flujo de efectivo financiero: se refiere a la cantidad de efectivo que una empresa gasta o recibe en relación con su financiación, como el pago de dividendos a los accionistas o la emisión de nuevas acciones o bonos.

Ratios más populares para medir los flujos de caja de una empresa

Podemos encontrarnos diferentes maneras de medir los flujos de caja de una empresa, pero los más populares son los que vamos a mencionar a continuación:

Valor presente neto (VPN):

Es el método que se utiliza para evaluar la rentabilidad de un proyecto de inversión. Se calcula restando el valor presente de los flujos de efectivo futuros del costo inicial del proyecto. Un VPN positivo indica que el proyecto es rentable, mientras que un VPN negativo indica que el proyecto no es rentable.

Tasa interna de retorno (TIR):

Otro método utilizado para evaluar la rentabilidad de un proyecto. Es la tasa de descuento que iguala el valor presente de los flujos de efectivo futuros con el costo inicial del proyecto. Si la TIR es mayor que la tasa de descuento requerida, el proyecto es rentable.

Índice de rentabilidad (IR):

Método que se utiliza para evaluar la relación entre los flujos de efectivo y el costo inicial del proyecto. Se calcula dividiendo el valor presente de los flujos de efectivo futuros entre el costo inicial del proyecto. Si el IR es mayor que 1, el proyecto es rentable.

Precio/flujo de caja libre:

Método de valoración del capital utilizada para comparar el precio de mercado por acción de una empresa con su cantidad de flujo de caja libre por acción (FCF). Se calcula dividiendo el precio de las acciones de una empresa con su flujo de caja libre por acción. Si el P/FCF de una empresa es menor que el promedio de su sector o industria, puede indicar que la empresa está infravalorada.


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.