Uno de cada cinco niños en Escocia vive en la pobreza

Niños en EscociaNinos en Escocia

La desigualdad social y económica que vive Escocia está profundamente arraigada tanto en el sistema educativo como en la sociedad en general. Uno de cada cinco niños escoceses vive en la pobreza. Las dificultades que tienen estos niños de escasos recursos son evidentes ya a una edad temprana y se intensifican durante la educación primaria y la secundaria.

Un estudio educativo en Escocia asegura que a los tres años el vocabulario de estos pequeños que viven en la pobreza es mucho menor que el de los niños de familias con altos ingresos. A los cinco años la brecha en el vocabulario corresponde a unos trece meses. Al término de los estudios obligatorios los jóvenes socialmente más aventajados tienen muchas más posibilidades de alcanzar la universidad, ya que los centros de estudio antiguos aún presentan muchas diferencias sociales.

Tanto es así que los principales estudios educativos en Escocia atestiguan que los jóvenes que viven con familias de ingresos altos tienen cinco veces más probabilidades de entrar en la universidad que los chicos de barrios y zonas más desfavorecidas. Las universidades escocesas acogen a un 40% de su alumnado proveniente de las escuelas privadas, que solo atienden a un 5% de la población escolar total de Escocia.

La reducción de esta brecha no ha sido una prioridad en la política social de los últimos años en Escocia (Inglaterra, por ejemplo, sí la ha reducido). Todos los programas que han acabado con éxito tenían por detrás una gran financiación, sin embargo a las carencias sociales las autoridades escocesas solo le han atribuido un 5% del presupuesto, lo mínimo para cumplir con sus responsabilidades legales.

De unos años a esta parte los principales partidos de la oposición luchan para que el nuevo plan de estudios de Escocia pueda mejorar los resultados educativos de los niños de familias más pobres. En el contexto del referéndum sobre la independencia todo esto plantea preguntas importantes sobre lo que puede hacerse para abortar el creciente problema de desigualdad social y económica tan evidente en Escocia.

La desigualdad educativa será un grave problema escocés después del referéndum. Y, por tanto, la distribución de recursos uno de los grandes problemas a los que se seguirá enfrentando el gobierno.

 

 

Te puede interesar

Categorías

Noticias

Jose Manuel Vargas

Me llamo José Manuel, soy de Jerez de la Frontera pero en la actualidad vivo en Narón (A Coruña). Licenciado en Filología Hispánica, he... Ver perfil ›

Escribe un comentario