Qué es el apalancamiento financiero

apalancamiento

La palabra apalancamiento, es una palabra que normalmente se usa para explicar un concepto que tiene que ver con un endeudamiento, sin embargo muchas personas piensan que esta palabra se refiere a un proceso de robo físico por desconocimiento. Para evitar eso, hoy te vamos a hablar de que significa esa palabra y cómo se puede usar en economía, además de decirte cuáles son las ventajas e inconvenientes más populares.

Este o no en el mundo financiero, es un término que debes conoce por que lo vas a escuchar más de una vez.

Qué es el apalancamiento financiero

Cuando hablamos de apalancamiento financiero, estamos hablando de una palabra que define un proceso de endeudamiento para financiar cualquier otro tipo de operación. Vamos a explicar esto un poco mejor: cuándo vamos a llevar a cabo una operación financiera pero no queremos o no podemos usar fondos propios en su totalidad, esto se hace con fondos propios más un crédito.

Da beneficios este proceso

Este tipo de procesos de apalancamiento financiero da muchos beneficios a la persona o empresa que lo quiere llevar a cabo; entre ellos, el que se va a multiplicar la rentabilidad ya que se está dando una inversión superior a la que tenemos; sin embargo, también puede ser que salga mal y en vez de tener rentabilidad esperada, acabes sin ningún tipo de rentabilidad en esa operación pero es un riesgo que se corre en cualquier operación financiera.

Vamos a poner un ejemplo para que quede perfectamente entendido

apalancamiento financiero

Imaginemos por un segundo que vamos a realizar una operación en bolsa que nos va a costar 1 millón de euros. Estamos conscientes que con suerte, después de un año, estás acciones van a costar 1,5 millones de euros y entonces decidimos venderlas. En este caso, hemos conseguido el 50% de la rentabilidad total.

Si en esta misma operación, realizamos un apalancamiento financiero. En este caso, estaríamos poniendo solamente 200 mil y el banco nos estaría dejando 800 mil (1:3). También sabemos el tipo de interés que es del 10% anual.

Al año, las acciones valen 1,5 millones de euros y tú decides venderlas.

Las vendes y tienes que pagar lo que debes. Lo primero sin 80.000 euros al banco de los intereses que ha generado tu crédito y después devolver los 800 mil que el banco te presto. Recordemos que hemos ganado 1,5 millones y estamos haciendo los cálculos sobre eso. Quitamos de ese beneficio 880 mil que se nos van en deudas y nuestros 100 mil iniciales que no son ganancia porque ya lo teníamos. El restante que nos queda de ganancia es 420 mil.

En este momento estás pensando que invirtiendo tú solo, habías ganado 500 mil y ahora solo has ganado 420 mil pero debes darte cuenta que en esos 500 mil estaban tus 200 iniciales por lo que la rentabilidad real era de tan solo 300 y no 420. Esta es la razón por la cual el apalancamiento financiero funciona y funciona muy bien.

Los riesgos de hacer un apalancamiento financiero

Ahora vamos a la segunda parte, ya que porque todo lo que te hemos explicado es muy positivo y con una rentabilidad muy alta, pero no es lo que pasa siempre.

Vamos al mismo caso pero con otro escenario diferente. Imaginemos que en vez de subir la rentabilidad a 1,5 millon, ha bajado de forma notable y se ha colocado en 900. Aquí, de entrada, sabemos que hemos perdido 100.000 euros si no hemos realizado apalancamiento y en caso de que lo hayamos realizado ya hemos perdido 180.000 euros.

Es aquí viene la parte mala del apalancamiento, ya que en el primer caso, solo hemos perdido nuestro propio dinero y no pasa nada; sin embargo en el segundo caso, hemos perdido dinero y además le debemos dinero al banco, tenemos que devolverle al banco toda la cantidad que le pedimos más los intereses, lo que puede hacer que nuestras deudas se tripliquen.

En este caso, el apalancamiento no es rentable pero es algo al azar, ya que no se puede saber a ciencia cierta si las acciones en un año subirán o bajaran aunque en algunos casos si se puede tener alguna previsión.

Existen escenarios más catastróficos en que las acciones bajan todavía más. Por ejemplo a 700. En este punto hemos perdido todo lo que invertimos y además nos hemos quedado con una deuda enorme con el banco que seguramente no podremos solventar.

Para estar en una zona de confort con este tipo de procesos, siempre se debe tener en cuenta que se debe contar con una inversión inicial pero en la que sepamos que los ingresos (cuándo sea el caso de una empresa) serán muy superiores. Esta es la única forma en la cual, aunque un apalancamiento salga mal se podrá estar en zona segura, ya que se comenzará a tener solvencia a medida que la empresa de ganancias.

El apaleamiento en las finanzas.

apalancamientos financieros

En el mundo de las finanzas, cualquier persona define el apalancamiento como una proporción entre el capital que tiene una persona y el crédito con el que cuenta.

Cuánto suele dar en banco en un proceso de apalancamiento

Para que te hagas una pequeña idea, por cada euro que tengas tú de crédito propio, el banco pondrá hasta 4 euros. Es muy poco probable que un banco te dé más, ya que en caso de que salga mal, el banco podría recuperar su dinero, pero con un % superior, las pérdidas para la persona serán demasiado grandes y por consecuencia para el banco también.

De dónde sale el apalancamiento financiero

Este sistema se dio por primera vez en el año 2007 cuándo se generó la burbuja inmobiliaria en Estados Unidos y España. En este caso, se pensaba que los precios de la vivienda siempre estarían al alza, pero un día comenzaron a caer y se tuvieron que tomar medidas extremas.

Cuándo se debe llevar a cabo un apalancamiento financiero

La condición para que se pueda dar un apalancamiento financiero es que la rentabilidad debe ser siempre mayor que la tasa de interés que nos den en la deuda.

Por qué se debe usar en apalancamiento utilizando una deuda o préstamo

Cuándo usamos este método, esto viene a incrementar el capital final que vamos a ganar, ya que se usa para la expansión de las operación sin que nos quedemos sin créditos.

Quien puede usar el apalancamiento financiero

Aunque cualquier sector puede usar el apalancamiento, es el sector financiero el que más explota este método, ya que es el sector que más rentabilidad necesita.

No todas las empresas se atreven a hacer apalancamientos financieros ¿Por qué?

En la mayoría de los apalancamientos, existe un riesgo de que las cosas no salgan bien, lo que puede hacer que la empresa pueda entrar en quiebra. En muchos de los casos, el interés del crédito que le han prestado y el crédito en sí, generan pérdidas que no se van a poder cubrir y se dan cuenta que hubiese sido mejor no haber utilizado este tipo de método.

Qué deben conocer las empresas antes de llevarlo a cabo

apalancamiento

En cualquier tipo de apalancamiento, la clave está en invertir más dinero del que se tiene para lograr una gran rentabilidad, pero siempre se debe tener solvencia extra fuera de ese apalancamiento por si las cosas no salen bien. Cuando decimos que una operación está apalancada, en realidad nos referimos a que una operación tiene una deuda en medio (la deuda que tenemos con el banco).

Cuándo hacemos un apalancamiento con grandes cantidades de dinero en deuda, normalmente tenemos que pagar intereses más altos sobre ellas, lo que a la larga puede hacer que tengamos problemas para regresar el dinero al banco o no ganemos tanto como en un principio pensamos.

Después, se debe conocer también el grado de apalancamiento que nos dan. Por ejemplo, cuándo un banco nos dice que nos dará un apalancamiento de 1:2, nos dice que por cada euro que pongamos, ellos nos darán de crédito 2 euros. Cuándo nos dicen 1:3, será de 3 euros del banco cada euros que nosotros pongamos.

Si lo pusiésemos a 1:4 con una cantidad de dinero muy grande, los intereses que tendríamos que pagar a la entidad se dispararían.

Apalancamiento externo o interno

Cuándo se habla de un apalancamiento externo, se está hablando del apalancamiento que se da por parte de una empresa que emite una deuda y con base en los ingresos de la deuda, se podrán hacer operaciones que ya han sido planificadas previamente.

Cuándo se habla de apalancamiento interno, se está hablando de que un accionista, hace un préstamo personal con el fin de mejorar el apalancamiento de dicha empresa y de esta forma, se le debería el dinero a alguien de la empresa y no a terceros fuera de ella. En este caso, para el accionista, lo que se hace es desapalancar por medio de un aumento de bonos de capital.

Te puede interesar

2 comentarios

  1.   Andres Cisneros dijo

    Excelente Articulo Susana, felicitaciones

  2.   Darlina dijo

    Me podrias mandar ejemplos de apalancamiento to externo y externo los nesecito para una explicación porfavor,ayuda gracias

Escribe un comentario