Podrían bajar las calificaciones de España y Reino Unido

En el mundo de antes no existían las agencias que se especializan en la calificación de las economías de los países del mundo, pues sencillamente las finanzas eran asuntos más simples. Hoy, una agencia de un país juzga y califica a las finanzas de otro, y si no son buenas esas calificaciones, surgen más inconvenientes ante el prestigio internacional. Es así que la calificadora Fitch emitió un mensaje directo hacia Reino Unido y España.

Para Reino Unido, el responsable de ratings soberanos de Fitch, Brian Coulton, aseguró que debería incrementar sus niveles de recaudación y aplicar un mayor control efectivo sobre el gasto fiscal. Para España, el mensaje fue positivo y negativo a la vez, pues aconsejó un urgente ajuste fiscal aunque ve aceptable el plan de ajuste impuesto por el Gobierno de Rodríguez Zapatero.

Para la calificadora Fitch, Reino Unido podría caer de la calificación AAA, la más alta posible para una economía. Para la economía española, Coulton remarcó la necesidad de aplicar en carácter de urgencia el plan de ajuste fiscal que, por el momento, es bueno. En caso de que esto no ocurra en lo inmediato, Fitch comenzará a ejercer presión mediante la baja de sus calificaciones.

Te puede interesar

Escribe un comentario