La nueva Reforma Fiscal comenzará en julio del 2014

La nueva Reforma Fiscal comenzará en julio del 2014

Según las palabras del ministro Montoro, la nueva reforma fiscal anunciada la pasada semana, comenzará a partir del mes de julio del 2014 con lo que las sociedades y autónomos se verían afectados, teniendo una ganancia de entre 250 euros y 300 euros. Esta nueva reforma fiscal tocará entre otras cosas el IRPF de las sociedades y empresarios, la tasa de este impuesto se vería reducido al 25%  a partir del 2015 con lo que se prevé que la economía española crezca y sea más competitiva.

Según el anteproyecto de ley, la reforma se realizará por tramos, de tal manera que las reducciones se harán paulatinamente a lo largo de los próximos dos años. Sin embargo esta reforma comenzará este mes de julio para aquellos autónomos o sociedades que tengan unos ingresos menores a 12.000 euros.

Respecto a las tasas del IRPF, la tasa que actualmente está en el 24,75%, el mínimo, pasará al 19% en el 2016 y del 52%, el máximo actualmente, al 45% en el 2016. Respecto al impuesto de sociedades se establecerá un único impuesto para todas las sociedades del 25% que se aplicará en el mes de enero del 2016 y del 28% a partir de enero del 2015.

Según el propio ministro, esta rebaja en las tasas de impuestos y otras mejoras en la nueva Reforma Fiscal se debe a un incremento en la economía española que hace que España se pueda permitir una pérdida de 9.000 millones de euros sin que por ello tenga que repercutir en los presupuestos generales y en el gasto del Estado español.

La nueva Reforma Fiscal afectará a más de 550.000 autónomos en el mes de julio

Según el portavoz de ATA (Asociación de Trabajadores Autónomos), tal rebaja en la tasa hará que más de 550.000 trabajadores se tengan un ahorro de entre 250 euros y 300 euros en el mes de julio cuando tengan que hacer su declaración trimestral. Esto además supondrá un mayor poder adquisitivo y el logro de una de sus históricas reclamaciones, el que un autónomo o empresario pague la tasa respecto a sus ganancias y no como pasaba hasta el momento, que un empresario que ganaba más de 6.000 euros pagaba igual que uno que ganaba 1.000 euros.

Personalmente soy bastante escéptico ante estos cálculos, ya que el papel sostiene casi todo, pero las matemáticas no. Y aún me acuerdo cuando se prometió un millón de autónomos en un año que podría contratar hasta 5 o 6 empleados y que terminaría con el paro, pero de esto hace ya tres años y aún no he visto ese milagroso año. Así que, ojalá este nuevo cambio en el IRPF ayude a los empresarios, autónomos y trabajadores en definitiva y les de mayor poder adquisitivo.

Te puede interesar

Escribe un comentario