La nube volcánica jaquea a la industria aerocomercial

Las aerolíneas no logran trabajar en paz. Primero, fue el alto valor del crudo que cada vez afecta más el presupuesto de las empresas aerocomerciales. Luego, la pandemia de la gripe A paralizó a todo un planeta y de un momento a otro cayeron abruptamente la cantidad de vuelos. Más tarde, la crisis financiera internacional, que directamente interrumpió los viajes alrededor del mundo en pos del ahorro. Hasta hace poco tiempo, las aerolíneas analizan el futuro de sus negocios en empresas fusionadas.

Ahora, una nueva mala noticia: un volcán entró en erupción y su nube volcánica provocó el cierre de numerosos aeropuertos, ocasionando al día de hoy pérdidas por ingresos superiores a los 1.000 millones dólares.

Tanto Reino Unido como el resto de Europa han decidido cerrar completamente sus aeropuertos ante la inviabilidad de poder volar, por lo tanto miles y miles de personas se encuentran ahora varados en algún destino del planeta. Aerolíneas como Delta Air Lines, British Airways y Qantas Airways sufren pérdidas millonarias, mientras los aeropuertos de Irlanda, Noruega, Escocia, Inglaterra, Suecia, Finlandia y Rusia han sufrido interrupciones parciales o totales.

Luego del volcán, los ejecutivos de los consorcios y grupos empresarios que lideran el negocio de los vuelos aerocomerciales piden por tan sólo un año de paz en la industria, en jaque desde los últimos cinco años.

Te puede interesar

2 comentarios

  1.   José Saborío dijo

    Me gustaría conocer el impacto de la erupción del volcán en Islandia para la economía de América Latina

  2.   nestor dijo

    Salvo las que representan para las empresas aerocomerciales de la región y el no ingreso de turismo proveniente de allí por la cancelación de vuelos -que fue mucho- no se registran más impactos.

Escribe un comentario