La confianza del consumidor a la baja en España

Supermercado

La palabra “crisis” se ha proliferado de manera desmesurada por todos los medios de comunicación, y lo que es peor, esa palabra iba asociada a una larga lista de términos económicos. El ser humano promedio tenía que reaccionar de alguna forma al caudal de información que lo azotaba noche y día.

En España, el Instituto de Crédito Oficial elabora mensualmente el Indicador de Confianza del Consumidor que recoge precisamente el grado de seguridad que tiene el ciudadano promedio respecto al desempeño económico, cuáles son sus expectativas y qué medidas toma al respecto.

Los resultados obtenidos corresponden con mínimos históricos, alcanzados después de seis meses consecutivos de caída en el indicador. Aurelio Martínez, presidente del organismo atribuye los resultados a una “sobrerreacción de los consumidores” frente a una realidad que es en cierta medida manipulada por una “negativa presión mediática”.

Al tiempo que la economía española crece al 4% anual, los vecinos se preocupan y alteran su comportamiento. Las expectativas no siempre se correlacionan con la realidad de la manera que a los analistas les gustaría y las causas no siempre son tan sencillas como aparentan. Ante la incertidumbre, los medios de comunicación aparecen siempre como los causantes de todos los males, como forma que encuentran los analistas de encontrar una respuesta rápida o (peor aún) de saltarse un par de explicaciones.

Vía | El mundo

Te puede interesar

Escribe un comentario