La cementera suiza Holcim demandó al Gobierno de Chávez por expropiación

holcim-okey

Una de las empresas más importantes del mundo del sector recurrió al tribunal de arbitraje internacional del Banco Mundial para pedir compensaciones al Gobierno de Venezuela por la expropiaciones de sus fábricas en ese país.

La cementera solicitó “una compensación total por la expropiación de su filial, Holcim Venezuela, por parte del Gobierno venezolano”. En junio de 2008, la nacionalización incluyó dos plantas de cemento, varias canteras de materias primas y varias fábricas de producción.

“Si bien Holcim y Petróleos de Venezuela, en representación del Gobierno de Caracas, firmaron una declaración de intenciones que preveía la cesión del 85% de su filial por 552 millones de dólares, en octubre de 2008, el Gobierno venezolano cesó toda comunicación”, explicaron desde la cementera.

Las dos plantas de Holcim en Venezuela cuentan con una capacidad anual de 2,9 millones de toneladas y, en total, las actividades del grupo en el país representaban un 1%, es decir 200 millones de dólares de la cifra de negocios total del grupo.

Además, Chávez anunció en junio de 2008 la nacionalización de Cemex (fabrica el 50% del cemento en el país) y Lafarge, que junto a Holcim cuenta con la otra mitad de la producción.

Te puede interesar

Escribe un comentario