Grecia recibe asistencia financiera pero los mercados dudan

Nada parece detener la crisis financiera en Grecia. Hasta hace unas semanas, toda Europa debatía y discutía sobre cómo asistir al país miembro de la Eurozona o directamente, como en el caso de Alemania, presionar por una expulsión del bloque. Luego de extensas negociaciones y ante una inminente crisis de los mercados globales, Grecia finalmente recibe 110.000 millones de euros pero, al parecer, el escenario mundial no se ha tranquilizado.

Sin embargo, a cambio del salvataje financiero, el país europeo deberá realizar un duro ajuste sobre la población y las cuentas fiscales, con lo cual la crisis social se agudizará con la posibilidad de extender el pánico hacia naciones comprometidas como Irlanda, España o Portugal.

Hoy, el miedo principal es que Europa y el Fondo Monetario Internacional, al ayudar a Grecia, en un futuro no lejano deban aplicar medidas similares ante las economías española, portuguesa e italiana que dependen, casi exclusivamente, del escenario financiero regional. Europa y el FMI deberán controlar que la economía griega ahorre 30 mil millones de euros en el fisco e impuestos por los próximos tres años.

El caso Grecia será clave para determinar el futuro de la región. Ya lo hemos anticipado: si Grecia fracasa, la nueva crisis explotará en Europa y se expandirá al mundo.

Te puede interesar

Escribe un comentario