Financia tu coche con el plan Vive

Sabemos que gran parte de las personas compramos un vehículo nuevo a través de préstamos. Incluso, quienes más acceden a esta modalidad son los jóvenes, víctimas de préstamos a largo plazo que a veces terminan resultando un engaño y una gran pérdida de dinero por las condiciones en cuestión.

Los intereses suelen ser muy altos, pero permiten que se pueda tener el primer coche sin contar con muchos ahorros. A la larga, terminan se terminan abonando una cifra sideral de intereses a la hora de cerrar la operación.

Hasta el año pasado, estuvo vigente el plan Prever, que permitía la entrega de un coche antiguo para conseguir una subvención directa en la compra de uno nuevo. Ahora y hasta el 31 de julio de 2010, tendremos el plan Vive.

Hablamos de una ayuda para la financiación de un coche nuevo, en lugar de la antigua subvención directa sobre el precio del mismo. La iniciativa apunta a quitar de las carreteras los coches más inseguros y contaminantes para sustituirlos por nuevos que cumplan todas las medidas aconsejables actualmente de seguridad y contaminación.

El auto entregado deberá tener más de 10 años o 250 mil km, tiene que estar a nuestro nombre y habrá que llevarlo al desguace para darlo de baja. Además, debe costar menos de 30.000 euros y cumplir una de las siguientes condiciones: emitir menos de 120 gramos de CO2 por km; emitir hasta 140 gramos de CO2 si el coche tiene dispositivo ESP y aviso de cinturón de seguridad en las plazas delanteras.

Te puede interesar

Escribe un comentario