Empresas sostenibles: medida ejemplar de China

La crisis energética en el mundo es cada vez mayor, porque entre varios motivos, cada vez restan menos reservas de petróleo, hasta el momento no existe una estructura consolidada de tecnologías renovables y las empresas crecen y consumen mayores recursos. Por ello, el Gobierno de China decidió cerrar a más de 2 mil fábricas por consumir energía en forma excesiva.

China es hoy una de las principales potencias del mundo pues año a año genera una mayor producción y, ante ello, un mayor consumo. Es así que el país asiático es el mayor emisor de CO2 del planeta. Por ello, el Ministerio de Industria ejecutó el cierre de 2.087 fábricas pues no disponen de la tecnología necesaria para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero.

Los funcionarios asiáticos remarcaron que antes del 1 de octubre todas estas compañías que forman parte del gigantesco crecimiento chino, como el sector cementero o siderúrgico, entre otros. Ante la posibilidad de que las compañías se resistan al cierre, el Gobierno advirtió que actuará con inmediatez y sin posibilidad de respuesta: se les impedirá el acceso al crédito y la financiación, se les negará la posibilidad de exportar y cancelará todo acceso a la energía eléctrica.

Te puede interesar

Escribe un comentario