El renacimiento de General Motors

gm-logo

Como si el mundo fuera una eterna rueda donde las finanzas nacen, crecen, explotan y mueren, la que fue la mayor automotriz del planeta, General Motors, inició un proceso de aceleración de producción para diagramar un período de crecimiento de ventas. La empresa de los Estados Unidos fue la más grande del mundo hasta que a finales de los años ’90 comenzó a ceder terreno para declararse en quiebra en la última crisis financiera internacional que ya coronaba a la japonesa Toyota como la nueva líder mundial.

Luego de la anunciada quiebra de General Motors, la compañía comenzó un plan de resurrección solventada por el Gobierno de los Estados Unidos, que evitó su desaparición con fondos estatales. Al tiempo, debió desprenderse de varias de sus históricas marcas y comenzar un nuevo y lento período.

Hoy, los consumidores estadounidenses han provocado una elevada demanda de automóviles y camiones de la compañía, lo que generó que la automotriz acelerara su proceso de producción para poder abastecer la demanda hasta fin de año. Los índices favorables no sólo se registraron en GM sino también en las demás automotrices como Toyota, Ford, Chrysler y Honda, entre otras, que incrementaron su producción.

Así es el mundo de las empresas. Se nace, muere y resucita.

Te puede interesar

Escribe un comentario