Cómo llegar al crédito y no morir en el intento

Si has leído bien el título de este post, no te alegres si creerás encontrar aquí el secreto para acceder a un crédito. Hoy, es una tarea prácticamente imposible –porque el crédito desapareció- pero hay caminos alternativos para acceder a cierto financiamiento y hay herramientas para estar preparados ante la vuelta del crédito.

Mientras la economía global y la situación interna mantengan alejado al crédito de las empresas y las familias, deberemos de acceder a alternativas distintas de la conocida banca. Por un lado, podemos emplear la búsqueda de inversores, aquellas personas a las que les interese nuestro negocio. Si disponemos de una buena idea, o un negocio que necesite financiación, comienza la búsqueda de inversores. Deberás detallarles tu negocio, cómo funciona, qué ganancias generará y en cuánto tiempo amortizará esa deuda. Siempre, ya sea en crisis o no, existe este tipo de inversor que está a la espera de un buen negocio.

Por otro lado, otro camino para acceder a un crédito es la búsqueda de familiares o amigos que estén dispuestos a ceder capital que no utilicen. Podrás devolverlo en sumas fijas, pactar algún interés o bien proponerle un porcentaje de ganancias.

Son caminos posibles mientras el Estado no agilice el mercado del crédito. Pero mientras la actividad crediticia permanezca estancada, siempre se recomienda los siguientes consejos:

– Ahorre el mayo dinero posible, si es que puede.

– Pague todos sus servicios, no se endeude. Esté preparado para solicitar un crédito.

– Busque alternativas. No se defina por uno sólo sin haber conocido el resto de las ofertas.

– Trate de generar mayores ingresos para su negocio mientras pueda. Una vez vuelto el crédito, usted estará mejor posicionado a la hora de pedir un crédito.

Te puede interesar

Escribe un comentario