China no para de crecer

Ya se ha transformado en una noticia repetitiva pero suficiente como para describir el escenario en el que China se ha desenvuelto en los últimos tiempos en donde cuanto más decaía Estados Unidos más crecía la economía china, hoy considerada la segunda en importancia del planeta.
Las autoridades del Gobierno estimaron que de acuerdo a las estadísticas el país asiático logró crecer el 9,7 por ciento en los primeros tres meses del año. Asimismo, debido al excelente momento del sector inmobiliario, las inversiones en el mismo período crecieron un 25 por ciento.
El crecimiento en casi el 10 por ciento confirma el gran potencial de una economía que parece destinada a alcanzar, superar a los Estados Unidos y transformarse en la mayor potencia del mundo, algo que los analistas internacionales no descartan en el mediano plazo.
La cifra es menor al 10 por ciento registrado en el mismo período de 2010, aunque con una variable: las autoridades chinas temen que la inflación y la burbuja inmobiliaria dinamiten la economía, precisamente, lo que advierten los analistas globales.
Te puede interesar

Escribe un comentario