Aumenta la demanda de trabajo temporal en España

Empleo temporal

Hace unos días apuntábamos que menos mal que tenemos al ministro Montoro para recordarnos que la economía española se encuentra en un fenómeno inédito de crecimiento, y hoy le damos las gracias a Bruselas por darnos otro dato que los españoles ni nos imaginábamos siquiera: la demanda de trabajadores temporales creció en España a comienzos del 2013 (nótese la fina ironía…)

Que tenga que venir a estas horas el Observatorio Europeo de Ofertas de Empleo para darnos a conocer lo que de todos es sabido… ¿Empleo temporal?, ¿en España? Si aquí somos todos fijos, ¿no?…

A lo que vamos, los datos que nos ofrecen desde Bruselas son que la demanda de empleo temporal creció de forma significativa en febrero y marzo del 2013. Curiosa la diferencia con respecto a las cifras del empleo temporal que se dan en Alemania: si en España la mayoría son jóvenes que tienen que aceptar lo que sea por la imposibilidad de acceder a un puesto de trabajo fijo, en el país germano los trabajadores temporales son sobre todo jóvenes en prácticas formándose para una estabilidad laboral segura.

Seguimos leyendo textualmente los datos que nos brindan desde Bruselas. El envejecimiento de la población, los avances en tecnología y en tratamientos y la importancia creciente de los servicios preventivos sirven a Bruselas para explicar el crecimiento del empleo en el sector sanitario, que lo hace a un ritmo del 2% desde el 2008. Desde entonces, en España los profesionales más contratados han sido los trabajadores industriales, agricultores, profesores e ingenieros.

A mí me resulta curioso también que buena parte de estos empleos temporales hayan sido para gente cualificada con estudios superiores, otro dato que demuestra que encontrar hoy un trabajo fijo es todo un tesoro.

¿Volverá a haber nuevos puestos de trabajo? Sí, así parece que lo asegura el Gobierno, pero hasta que no pasen unos años creo que será mucho más precario que el que tuvimos hace una década. Lo cierto es que lo que aumenta es la demanda, la gente joven tiene ganas de trabajar, rompe con los estereotipos de muchos que se aventuran en postular que hay quien no trabaja porque no quiere. No, se llega a aceptar incluso trabajos que no corresponden con nuestras posibilidades para al menos darle vida al curriculum.

Esperemos por tanto que este aumento de la demanda, aún a riesgo de ser con trabajos temporales, traiga consigo que la sangría del paro vaya menguando.

Más información – Montoro y el fenómeno inédito de la economía española

Imagen – 20 Minutos

 

Te puede interesar

Categorías

Empleo

Jose Manuel Vargas

Me llamo José Manuel, soy de Jerez de la Frontera pero en la actualidad vivo en Narón (A Coruña). Licenciado en Filología Hispánica, he... Ver perfil ›

Escribe un comentario