Arias firma el TLC, pero no tiene todo resuelto aún.

bush-arias.jpg

El presidente de Costa Rica, Arias, puso la rubrica definitiva al TLC que vincula a ese país con el gigante del norte americano. A pesar de haber sido arduo el proceso decisorio, de la firma o no del tratado, que dividió al país durante el tiempo que estuvo en la agenda política, una vez efectuado el referéndum que le dio la victoria al SI, nuevos escollos aparecen para el presidente costarricense.

Vale la pena recordar el caso particular de Costa Rica en lo que tiene que ver con firmar tratados libre de comercio con EEUU. Las negociaciones entre ambos países y el bloque centroamericano al cual se unió República Dominicana, comenzaron allá por el año 2001. De todas maneras, los países vecinos a Costa Rica firmaron el tratado recién el año pasado. No sin complicaciones, claro está. Esto incluye a EEUU. Pero los plazos no son eternos. Y esto puso nerviosos especialmente a los promotores del tratado.

La firma del tratado dividió completamente al país, y tal división hizo que se tuviese que llevar a cabo el primer referéndum en la historia de ese país. E incluso no estuvo exento de procesos de dudosa moralidad, que llevaron hasta la renuncia del vicepresidente de la república.

La discusión que tiene lugar por estos días es sobre la falta de aprobación por parte del congreso costarricense de 12 artículos, necesarios para firmar el TLC. Del lado oficial, se dice que es desleal el tipo oposición que se lleva a cabo, ya que el pueblo ya decidió por el SI en las urnas. Justamente por la negativa, lo que se piensa es que se dijo por el SI al tratado, pero no a transformaciones legales que se tuviesen que hacer.

De todos modos, parece ser que lo que se haga de aqui en más por parte de la oposición sólo hará demorar, lo ya resuelto.

VIA –BBC

Te puede interesar

Categorías

Noticias

Rodrigo Gorga

Tengo 20 años y vivo en Montevideo Uruguay, donde nací. Estudio Economía en la Universidad del República y estoy cursando tercer año de esa... Ver perfil ›

Escribe un comentario