Anta la crisis, las empresas no paran de despedir gente

Las maniobras de los bancos centrales y de los gobiernos buscan limitar los efectos desastrosos de la crisis, aunque ésta sigue cobrándose víctimas, empresas y trabajadores.

En Estados Unidos, por ejemplo, el gigante de las telecomunicaciones AT&T anunció la supresión de 12 mil empleos en un año, cifra que equivale al 3% de sus efectivos. También el grupo químico estadounidense DuPont aplicará una reestructuración de sus actividades, que lo llevará a recortar 2.500 empleos en América del Norte y Europa.

El que no está exento de nada es el mayor banco de Suiza, Credit Suisse, registró pérdidas de 2.470 millones de dólares en el cuarto trimestre de su ejercicio y prevé deshacerse de 5.300 puestos.

General Motors, en riesgo de quiebra, pidió al Congreso estadounidense una segunda partida de 4.000 millones de dólares en enero, además del rescate inmediato ya solicitado, del mismo monto.

Mientras tanto, el Departamento del Tesoro de Estados Unidos estudia la posibilidad de una nueva recapitalización con fondos estatales de las instituciones financieras, sean o no bancarias.

Te puede interesar

Escribe un comentario