Análisis económico: Entre el colapso capitalista y el crecimiento social

La debacle del capitalismo y las deficiencias del neoliberalismo, son los ejes centrales que sustentan la debacle que vive la vieja economía. Mientras el entramado social sigue acumulando cifras que invitan al optimismo al amparo de la nueva economía social y donde, no hablamos sólo del 30% de crecimiento que ha experimentado el comercio electrónico en España durante el último año, sino en las proyecciones que auguran ingresos por publicidad sólo en Facebook, superiores a los 4.000 millones de euros… la vieja economía sigue continúa su agonía y se encuentra frente a frente con el colapso de un sistema.

Un sistema económico que enfrenta además la ira de las sociedades, acorraladas y dispuestas a paralizar los países en pos de poner un punto y final a la concentración de poder de la mano de los estados, sistemas financieros y organismos supervisores.

La economía ha iniciado su tránsito y no podemos olvidar que en el momento actual cuando las definiciones asociadas a las variables más determinantes de la ciencia económica; oferta y demanda, ven como sus tradicionales paradigmas caen en pos de la eficiencia, cuando los hábitos de consumo se modifican dando como resultado un nuevo modelo productivo y cuando la figura de los prosumidores emerge con toda su fuerza como estandarte de una sociedad caminando hacia un objetivo conjunto; la eficiencia en relación a los recursos, la economía, el orden económico hoy, es uno de los grandes desafíos a los que se enfrenta la civilización.

Si establecemos una relación antropológica, nada lejana la necesaria evaluación de la arista más social de la economía como eje central del orden mundial, entre las variables macroeconómicas que nos informan del desarrollo de los mercados de capitales y la situación real del mundo en términos sociales y de recursos en el momento actual, no es de extrañar que realmente, estemos al final de un ciclo… el sistema no da para más.

Comencemos por Europa, de nuevo viviendo los efectos adversos de políticas dictatoriales encubiertas, con las sociedades sometidas a la exclusión social como única forma de lograr que los recursos alcancen para quienes a toda costa, quieren mantener los hilos del poder… de nuevo enfrentada a su historia reciente… siempre viviendo un colapso, siempre con la especulación, la codicia, el abuso y el individualismo como ejes centrales de la debacle.

Seguimos por Estados Unidos experimentando tensiones al alza provocados por las políticas inmigratorias y la eventual suspensión de pagos por primera vez en su historia… enfrentándose a la pérdida de poder de su divisa, otrora estandarte del poder mundial e interiorizando la expansión de China que se consolida como el nuevo foco de poder sustentado en la productividad.

Y finalmente, nos acercamos a America Latina… con el fantasma de la crisis sobrevolando activamente a Brasil, uno de nuestros emergentes y con chile último integrante de la ODCE cuyas cifras macroeconómicas sitúan al frente de los países en crecimiento sin que ellas muestren la situación real en la que vive la sociedad con mayor desigualdad en el reparto de ingresos.

Crisis de toda índole, social, financiera, del crédito, crisis por falta de empleo, crisis por escasez de recursos y sociedades indignadas que de una u otra forma se han propuesto cambiar el curso de los acontecimientos gracias al poder que, en la nueva economía, ejercen los medios sociales.

La economía hoy… entre el colapso capitalista y la eclosión de “lo social”

Te puede interesar

Escribe un comentario